Arranca el Supercross USA 2017

La temporada 2017 del AMA Supercross, también denominado Mundial de Supercross, arranca este próximo sábado con la clásica cita inaugural en Anaheim, Los Ángeles. Os contamos las novedades de la nueva campaña.
Marcos Abelenda. Fotos: Marcas. -
Arranca el Supercross USA 2017
Arranca el Supercross USA 2017

Los meses sin carreras por fin se terminan gracias al inminente comienzo de Supercross de Estados Unidos, que arranca este próximo sábado 7 de enero con la clásica cita de Anaheim. A ésta le seguirán 16 rondas más en apenas cinco meses, en los que los pilotos tendrán carrera casi todos los fines de semana hasta el 27 de mayo, con dos únicos descansos. En el calendario repiten la mayoría de citas de los últimos años, con la novedad del regreso a Seattle y Salt Lake City y el estreno de Minneapolis.

Más tiempo: ¿menos espectáculo?

Pero la mayor novedad la marca el nuevo formato de las mangas finales que, en lugar de ser a 20 vueltas, serán a 20 minutos más una vuelta. Aunque se mantiene el programa de mangas de cada velada: dos mangas clasificatorias, en las que los cuatro mejores acceden directamente a la final; dos nuevas oportunidades en las dos Semi –pasan 5-; y una última repesca en la que se clasifican 4. Esto, en la clase de 450, pues en la categoría de 250 se disputan dos clasificatorias –pasan los 9 mejores-, una repesca y la gran final, que también será por tiempo -15 minutos más una vuelta-.

El objetivo es claramente el de aumentar la presencia de las grandes estrellas en la pista, pues con los tiempos por vuelta tan bajos que se veían en los últimos años, con circuitos de 45 segundos de media, las finales se acababan en menos de 15 minutos. Es más, había citas en las que el público veían a Dungey, Roczen y compañía apenas 20 minutos en pista durante toda la velada. El nuevo formato añade, pues, mayor tiempo de carrera –se completarán unas 24 o 25 vueltas-, aunque en realidad seguramente no implique mayor emoción en las finales, sino más bien lo contrario. La salida ya no será tan determinante, puesto que los favoritos tendrán más tiempo para remontar y recuperarse de una mala salida –seguramente no para llegar a la victoria, pero sí para alcanzar el pódium-. Los líderes lograrán distanciarse más y la intensidad será menor en las últimas vueltas. En parte, porque el físico cobrará mayor importancia, y el factor resistencia y saber gestionar las reservas primará sobre la capacidad para «esprintar» e imponer un ritmo explosivo en pocas vueltas, que era lo que se veía hasta ahora. Además, el nivel de los primeros clasificados es tan superior que, en muchas carreras, seguramente doblarán hasta el «top ten» e incluso hasta el «top five». Esto será así en la mayoría de carreras, en nuestra opinión, aunque también pensamos que, en alguna carrera, cuando se «alineen los astros», los duelos entre los mejores serán más largos, emocionantes e impredecibles.

Muchos pilotos y pocas motos

En cuanto al plantel de pilotos, la emoción será máxima desde la primera carrera, gracias a que la pretemporada ha estado ausente de lesiones importantes, como ocurría en otros años. Al menos, hasta la primera carrera, pues es bien sabida la estrategia de muchos equipos por ocultar lesiones con el fin de no perder protagonismo. Por otro lado, lo cierto es que los favoritos llegan en muy buena situación, con un Ryan Dungey que, pese a su lesión el verano pasado, ha disfrutado de un largo período de recuperación que también le habrá servido para recargar las pilas –antes de aquello, solo se había perdido dos carreras, en 2013, desde que debutó profesionalmente en 2008, lo cual es muy poco común en supercross-. El de KTM Factory afronta el reto de hacerse con su tercera corona consecutiva, cuarta en total, con lo que igualaría a Ryan Villopoto. Además, se especula que este pueda ser su último año en activo, por lo que si en mayo no escuchamos la noticia de renovación del de Minnesota, ya podemos empezar a especular sobre su remplazo en KTM.

Uno de los que acabará contrato será precisamente Eli Tomac, cuyo primer año en Kawasaki no fue precisamente un camino de rosas. El de Colorado afronta su segundo año de verde con una pretemporada más fructífera que la anterior, cuando una lesión en los dos hombros condicionó claramente su preparación. Eli Tomac ha demostrado en numerosas ocasiones ser tan rápido o más que Ryan Dungey y Ken Roczen, aunque le falta demostrar la misma consistencia que ambos. Ken Roczen ha protagonizado el fichaje más sonado del año, con su paso a Honda HRC, en un intento de la marca del ala dorada de recuperar un título que se le resiste desde hace muchos años. El nivel exhibido por el alemán en la Supercross Cup fue poco menos que impresionante, aunque en ella tampoco pudo evitar un error que, frente a un rival como Dungey, difícilmente se podrá permitir más de una vez a lo largo del año.

Tras los tres favoritos al título, varios hombres se postulan como candidatos a luchar por las victorias y, quizá, a dar la sorpresa, tales como Jason Anderson (Husqvarna Factory), Marvin Musquin (KTM Factory) y Cole Seely (Honda HRC). También será interesante ver el desembarco de Cooper Webb en la clase de 450, en la que lucirá el clásico dorsal 2 que anteriormente llevaron dos grandes Campeones, como Ryan Villopoto y Jeremy McGrath. Webb compartirá box en el equipo Yamaha Factory junto al veterano Chad Reed, a quien nunca se le debe dar por enterrado –en 2016 logró tres pódiums, a sus 34 años…-.

Fijaos que ya hemos mencionado a siete pilotos, pero lo cierto es que la lista de candidatos a subir ocasionalmente al cajón se podría ampliar a muchos más, desde Trey Canard, que se estrena en las filas de KTM Factory tras muchos años con Honda, hasta los veteranos Davi Millsaps (KTM Rocky Mountain), Justin Brayton (Honda MCR), Christophe Pourcel (Husqvarna Factory), Blake Bagget (KTM Rocky Mountain) y Josh Grant (Kawasaki). Sin olvidarnos, de los pilotos del potente equipo JGR, Justin Barcia y Weston Peick, con el novedoso cambio de monturas Yamaha a Suzuki por decisión del equipo –descontentos con el hecho de que la propia Yamaha les «robara» a Cooper Webb, a quien JGR llevaban apoyando desde que era pequeño-. Suzuki contará así con un segundo equipo, junto a la escuadra oficial que, tras mucho de tiempo de incertidumbre, incluso sobre su continuidad, estará en las manos de Ricky Carmichael y Carey Hart en su equipo Suzuki RCH, con Brock Tickle y Justin Bogle como pilotos.

El altísimo nivel que veremos esta temporada en el Supercross USA se comprende al ver que, de las 22 plazas que hay en las parrillas de las finales, hasta 19 pilotos cuentan con material oficial, lo cual complica mucho las cosas a los pilotos privados y también ha llevado a la increíble situación de que muchos campeones de otros años ni siquiera tienen moto para 2017. Es el caso de Jake Weimer, Wil Hahn -ha optado por retirarse-, Dean Wilson -se espera que Yamaha le ceda una moto en algún equipo- y los hermanos Stewart. Malcolm se plantea presentarse en Anaheim con su propia moto –una Suzuki- a «probar suerte» y quizá, ganarse la plaza de algún posible lesionado, mientras que en el caso de James la cosa apunta a una posible retirada.

Entre todos ellos, este año contaremos con un representante español, en la figura del catalán Joan Cros, que disputará tres pruebas en enero, como ya anunciamos. Hecho importante, pues Cros recoge el testigo de los escasos pilotos españoles que han probado suerte en los estadios norteamericanos, como lo hicieron Óscar Lanza y Edgar Torronteras en los 90, como repitieron Iker Larrañaga y Carlos Macanás en 250 el año pasado, como también lo hizo, con muy buenos resultados, el madrileño-murciano Manu Rivas –autor de un 10º puesto-.

En la categoría de 250 también acaparará gran atención en Anaheim I, sobre todo porque será allí cuando los equipos desvelen oficialmente qué pilotos correran en la Costa Oeste y cuáles tendrán que esperar hasta el inicio de la Costa Este -18 de febrero en la cita de Minneapolis-. Después de varios años sin lograr el título, el equipo Kawasaki Por Circuit presenta una de las alineaciones más potentes, con Adam Cianciarulo y Joey Savatgy, junto un Justin Hill que regresa al equipo y la joven promesa Austin Forkner. KTM Troy Lee también cuenta con un gran plantel, con los fichajes de Alex Martin y Jordon Smith, junto al también joven Shane McElrath. Husqvarna confía en la experiencia de dos veteranos como Zach Osborne y Martin Davalos, quienes buscarán lograr un título que han acariciado en varias ocasiones. Misma situación, para Christian Craig, del equipo Honda Geico, a quien también llega Jeremy Martin, mientras que Yamaha Star Racing tendrá en Aaron Plessinger su mejor baza, así como la llegada del francés Dylan Ferrandis como otro punto de interés.

Te recomendamos

Como habrás podido comprobar por ti mismo ya tenemos aquí al frío, y que como cada añ...

Llegar más allá del trail y del enduro es posible gracias a las nuevas tecnologías....

Si estás pensando en hacer un viaje con tu moto, Bridgestone ofrece una amplia gama d...