KTM 125 SX, prueba y fotos

Probamos la SX 125 de la marca austriaca que llega en 2019 con un modelo más pulido que nunca, gracias a varias modificaciones con las que KTM ha dado justo en la diana.
Marcos Abelenda. Fotos: Diego Rojo. Colabora: Carolina Benito. -
KTM 125 SX, prueba y fotos
KTM 125 SX, prueba y fotos

En los últimos años se está demostrando que la de 125 es una clase fundamental en la disciplina del motocross, que incluso han ganado cierto terreno a las 250 4T en ciertos segmentos de edad de los jóvenes pilotos. En esto sí que hay aplaudir y felicitar al actual promotor del Mundial de Motocross, la empresa italiana Youthstream, que en su momento decidió hacer espacio para el Europeo de MX125 dentro de los Gran Premios mundialistas, incrementando indudablemente su interés.

Dicho paso fue replicado por las federaciones nacionales del Viejo Continente, como sin ir más lejos la española, que en 2012 ponía en liza la primera campaña de la Copa de España de MX125. Una clase que, en principio, y como no se esperaba una inscripción muy numerosa, incluso compartía parrilla con la categoría de MXSub18. No obstante, los pilotos que dejaban atrás la clase de 85, a los 13 o 14 años normalmente, pronto vieron que una 125 resulta más beneficiosa que una 250 4T como primera moto de talla grande, tanto por peso, como por potencia y tipo de respuesta. Además, los padres de los chavales también agradecían el menor coste que supone una «octavo de litro», tanto por adquisición como por preparación y mantenimiento. Por todo ello, las carreras del Nacional «Junior» se llenaron de 125 hasta ocupar una parrilla entera ellas solas y, actualmente, ser la acompañante de las clases de Élite-MX1 y Élite-MX2 -y hasta con mayor insripción...-.

KTM 125 SX, prueba y fotos

KTM 125 SX, prueba y fotos

Los fabricantes de motos se han dado cuenta de la situación. O, mejor dicho, Yamaha lo ha hecho, y por ello ha reaccionado en los últimos tiempos para hacerse un hueco en la hegemonía que KTM y Husqvarna mantienen en la clase de 125. Ahora bien, en Mattighofen no están por la labor de perder su valioso dominio de la cantera del cross, por lo que en 2019 ha contestado renovando su alabada SX 125.

CARBURACIÓN

KTM sigue dando un trato igualitario a todas las hermanas de su extensa gama. En la familia austriaca no se detecta el caso de mimar primero a las grandes de la casa, para que luego las pequeñas vayan heredando la misma tecnología unos años después. Cuando hay novedades, son las mismas para todas. De esta forma, el apartado ciclo de la SX 125 cuenta con el mismo desarrollo técnico que las SXF, con el estreno de un nuevo bastidor -distinta rigidez-, una carrocería totalmente rediseñada, un asiento nuevo y unas suspensiones revisadas.

Publicidad

KTM 125 SX, prueba y fotos

KTM 125 SX, prueba y fotos

El interior del motor de la 125 naranja luce incluso más modificaciones que algunas de sus hermanas mayores. El cilindro cuenta ahora con lumbreras de escape mecanizadas para obtener un acabado más preciso. El sistema de escape es nuevo en su totalidad: con bufanda de diferentes formas y anclajes más resistentes, y un silenciador que se despide de su anterior fijación plástica por el tradicional anclaje metálico soldado en el propio colín. La transmisión recibe nuevos engranajes más resistentes, fabricados por Pankl, y un embrague con mecanismo de diafragma, más ligero y pequeño, que ha permitido reducir el tamaño de la tapa. En el semicárter derecho también se ha reforzado la zona del engranaje del arranque a pedal. La nueva carrocería repercute en una caja del filtro diferente, por lo que también se ha rediseñado la tobera de admisión. Por su parte, el carburador Mikuni cuenta con una puesta a punto diferente: aguja con diferentes formas y con circlip en la 2ª posición -antes, en la 3ª-; chiclé de alta de 500 -antes, 480-; chiclé de baja de 35 -antes, 32,5-; y tornillo del aire abierto en 1,5 vueltas -antes, dos-.

POTENCIA ÚTIL

Las novedades motrices afectan considerablemente a la respuesta en marcha de la SX 125 ’19. Así lo pudimos comprobar en esta prueba realizada en diversos terrenos y compartida con pilotos de todas las edades y gustos, como por ejemplo la joven endurera y crossera Carolina Benito. La madrileña figura cuarta provisional en el Nacional de MX125, tras dos citas disputadas, en las que ha competido precisamente con el modelo anterior de la KTM 125. Basta con arrancar la nueva SX y calentar el motor para apreciar un tacto de gas más vivo y directo desde el primer instante. Ya en acción, confirmamos las sensaciones al detectar en la austriaca un revitalizado carácter en las gamas baja y media de revoluciones. La nueva carburación se percibe claramente más fina y acertada, sin el ahogo inicial que se encontraba antes en el ajuste de serie, desaparecido por casi por completo en la versión 2019. Nosotros esta vez no hemos tenido necesidad de reajustar la carburación, y eso que hemos rodado a diferentes alturas y siempre con bastante calor. El salto cualitativo se percibe mejor un poco más adelante, con una transición de bajos a medios más limpia, rápida y efectiva.

KTM 125 SX, prueba y fotos

KTM 125 SX, prueba y fotos

Esta mecánica aporta mayor sensación de par motor y querencia a subir rápido de vueltas, pero incluso con un talante más progresivo. Antes, el ahogo inicial llegaba seguido de una patada de potencia, mientras que ahora el impulso resulta más sólido desde el principio, y por tanto se aprovecha mejor. Todo ello permite una salida de curva más efectiva y desahogada, sin necesidad de abusar tanto del embrague ni recurrir a marchas muy cortas, pues el motor recupera mejor. Arriba, la KTM sigue destacando por una dosis de potencia magnífica, si bien se ha restado algo del carácter puntiagudo que tenía antes. La caballería llega rápido a su punto álgido, y la zona de potencia aprovechable se percibe más amplia, aguantando bien el empuje, aunque es verdad que ya no se nota tan potentísima como antes y se echan en falta algunas revoluciones más -al menos en nuestra unidad de pruebas-. El cambio presenta ahora un tacto claramente más suave, pero con la excelente precisión de antes. En cuanto al embrague, comentar que el nuevo talante del motor permite olvidarse de la maneta más que antes, pero es una pena, porque el tacto es suavísimo.

Publicidad

KTM 125 SX, prueba y fotos

KTM 125 SX, prueba y fotos

Los adolescentes más competitivos encontrarán un apartado ciclo también más afinado, empezando por un puesto de mandos más estrecho y con asiento elevado. En movimiento, la SX 125 es un auténtico juguete, gracias a su peso pluma, que permite un dominio absoluto en cualquier maniobra. Lo bueno es que ahora se detecta una dosis de mayor precisión y aguante, con una rueda delantera que ya no se menea en las rectas, ni se cae hacia el interior en las frenadas.

También el tren trasero resulta más calmado en las frenadas y preciso al acelerar sobre baches, incluso ante un amortiguado que en nuestra opinión sigue estando falto de mayor retención hidráulica. Mucho mejor nos parece la horquilla, que también gustará a los pilotos junior que opten por correr con la WP AER de serie. Ahora se aguanta mejor en lo alto del recorrido, pero sin caer en un exceso de dureza, pues de hecho trabaja a menor presión que antes, y manteniendo una buena dosis de absorción y tacto cómodo en los baches.

KTM 125 SX, prueba y fotos

KTM 125 SX, prueba y fotos

Valoración

Se podría pensar en la relajación de KTM con respecto a la clase de 125, que domina con mano de hierro desde hace unos años. Pero hay que admirar su intención de optimizar su producto, lo cual se refleja en una SX más efectiva en bajos, con carburación afinada y chasis más deportivo.

Lo mejor

  • Carburación afinada

  • Mejora en bajos y medios

  • Chasis fácil y efectivo

Mejorable

  • Precio elevado

  • Respuesta amortiguador

  • Capacidad de sobrerrégimen

Nuestras mediciones

Potencia específica: 292 CV/l. Relación peso/pot.: 2,55 kg./CV. Corte encendido: 12.510 rpm.

Distancia entre ejes: 1.495 mm. Altura de asiento: 960 mm. Distancia al suelo: 360 mm. Depósito combustible: 7,4 l. Peso declarado (vacío/lleno): 87,5 kg./N.D. Peso verificado (vacío/lleno): 87,6 kg. kg./93 kg.

Publicidad
Te recomendamos

La chaqueta Spidi Firebird ofrece elegancia en plan vintage y la necesaria comodidad ...

Si te haces con la UM DSR Adventure 125 o la UM Scrambler Sport, recibirás un baúl tr...

Entre su amplio catálogo de accesorio, Givi tiene un buen números de kits y soportes ...

Tres opciones de chaquetas de verano para no bajar la guardia en seguridad y confort ...

No pierdas la oportunidad de participar en alguna de las tres nuevas ediciones que se...