Entrevista a Nicky Hayden: "Sigo pensando en ganar MotoGP y SBK"

Después de cinco años luchando para hacer la Ducati Desmosedici de fábrica más competitiva en MotoGP, Nicky Hayden está listo para afrontar un nuevo reto en 2014.
M.B./J.G.M. Fotos: Gold&Goose -
Entrevista a Nicky Hayden: "Sigo pensando en ganar MotoGP y SBK"
Entrevista a Nicky Hayden: "Sigo pensando en ganar MotoGP y SBK"

La pasada temporada no será una de las que Nicky hable a sus nietos en el futuro… El popular piloto norteamericano solo logró terminar dos veces entre los seis primeros en un año para olvidar sobre la catastrófica Ducati de fábrica. Y a final de año fue despedido… Ni siquiera el eterno optimismo de Nicky Hayden pudo disimular su estado, cada vez más desinflado y desmoralizado mientras las Honda y las Yamaha pasaban por encima de su Ducati.

Después de cinco temporadas Ducati le comunicó que su puesto en el equipo sería ocupado por Cal Crutchlow, y la casa de Borgo Panigale le ofreció seguir con ellos, pero en Superbike. Parecía que la undécima temporada en MotoGP del simpático piloto de Kentucky podría ser la última. Todo apuntaba a que su camino estaba en el Mundial de Superbike, bien con Ducati o con otras marcas que también se interesaron en hacerse con sus servicios. El objetivo era tratar de convertirse en el primer piloto de la historia capaz de ganar en MotoGP y en Superbike. Una idea muy atractiva…
Pero el equipo de Jorge Martínez «Aspar» hizo todo lo que estaba en su mano para que el piloto de 32 años fichara por ellos. Primero de la mano de Aprilia y tras la fuga de Dall’Igna de Aprilia a Ducati, le ofrecieron una Honda RCV1000R. Nicky Hayden ha reseteado su cabeza y está listo para atacar en 2014 con más ganas y hambre que nunca.

¿Ahora que has salido de Ducati sientes alivio porque ha terminado todo?
«Me siento decepcionado porque en cinco años esperaba haber podido conseguir más. Para ser honesto es una lástima que tuviéramos que romper con este mal sabor de boca, porque no hemos podido conseguir buenos resultados de manera consistente. En 2010 estábamos acercándonos y éramos más competitivos, pero la verdad es que esperaba poder hacer más. A veces me he divertido, pero corremos para lograr resultados y la verdad es que no ha habido muchos buenos».

¿Podrías decir por qué todo ha ido tan mal en Ducati?
«Han puesto toda la carne en el asador, pero yo diría que quedarnos sin Filippo (Preziosi) fue una gran pérdida, por su empeño y su liderazgo. Ahora parece que están más lejos que nunca. No creo que sea una sola cosa. Ducati es una gran marca y tienen muchas cosas detrás, por eso no veo ninguna razón por la que no puedan darle la vuelta a la situación».

No has subido al podio en los dos últimos años. ¿Cómo has hecho para mantener la motivación?
«Soy un piloto profesional y amo lo que hago, y por eso tengo que darlo todo y sacar lo mejor de mí. A veces ha sido frustrante, especialmente este último año cuando pensaba que tendría la última evolución de la moto a final de la temporada. Fue un gran golpe cuando vi que nunca llegaba. Pero la motivación nunca ha sido un problema».

¿Te enfadaste mucho cuando Ducati comenzó a darte largas para tener la última evolución de la Desmosedici?
«A mitad de temporada no cambié a la nueva moto cuando tuve la oportunidad. En ese punto no estaba tan a punto como la última versión que yo llevaba. Cuando lo estuvo, por lo menos esperaba poder tener la oportunidad de probarla. No me sentó bien, pero tampoco me impresionó. No quiero culpar a Ducati porque la decisión fue tomada por uno o dos tipos. He aprendido mucho con ellos y he vivido muy bien durante cinco años, por lo que no todo ha sido malo».

¿Te ha halagado que tantos equipos hayan mostrado interés por contar contigo?
«Te hace sentir bien ver que la gente aprecia que sigues intentándolo. Pienso que se dan cuenta de la combinación entre moto y piloto. Los últimos años con Valentino (Rossi) creo que he sido bastante competitivo. Y también en 2013 con Dovi (Andrea Dovizioso), quien estuvo en el podio muchas veces el año anterior, he sido competitivo. Te preguntas qué va a pasar porque la memoria de la gente es muy corta, pero fue agradable ver el teléfono sonando probablemente más de lo que yo esperaba. Así que la gente siga creyendo en mí y me den una nueva oportunidad con 32 años es impresionante».

¿Consideraste las ofertas de Superbike como algo serio?
«Sin duda y tuve que tomar una gran decisión. Investigué un poco en Superbike, pero mi corazón seguía en MotoGP y continuaba diciéndome que siguiera aquí y volviera a disfrutar de una buena situación. Respeto muchísimo el Mundial de Superbike y ser el primer piloto con opciones de ganar los dos campeonatos es algo en lo que sigo pensando, pero no en 2014».

¿Con quién hablaste en SBK?
«Tuve los contactos normales para ver lo que había y hablé de dinero con unos cuantos equipos. Me lo tomé en serio y no solo los utilicé. En un cierto punto fue divertido porque uno de los equipos con los que no había hablado era BMW y era al que todo el mundo pensaba que iba a ir».

Ducati te ofreció un sitio en Superbike pero lo rechazaste. ¿No querías saber nada más de ellos?
«Estaba un poco dividido. Por un lado tenía cosas buenas en Ducati y muchos amigos. Pero por el otro estaba un poco dolido porque no me quisieran en MotoGP y me hicieran una oferta para Superbike. Probé la moto y consideré su oferta, porque sabemos que Ducati tiene una buena historia en Superbike. En ese momento tenían otro líder (N. de R. Bernhard Gombeier estaba al frente de Ducati Corse, ahora Gigi Dall’Igna) y esa fue una de las razones de no tomar ese camino, porque pensé que sería más o menos igual que en MotoGP».

¿Cuánto trabajo tiene Gigi Dall’Igna para enderezar Ducati?
«Es un poco extraño hablar de él ahora después de lo que ha pasado. Probablemente sea el tipo del que más me cueste hablar. Yo pensaba que seguiría en Aprilia y estaba decidido a irme allí. Le pregunté si se iría a Ducati y su respuesta fue un no rotundo».

¿Te decepcionó un poco que no cumpliera su palabra?
«No me lo dijo por escrito o bajo juramento, pero un poco sí. Pero lo cierto es que cuando estuve con él en Aprilia, el tipo me impresionó y me gustó lo que vi. Le espera mucho trabajo en Ducati, pero tiene detrás una gran compañía con muchos buenos ingenieros, grandes recursos y grandes presupuestos. Nadie es tan tonto como para pensar que tiene que ganar la primera carrera en Qatar. Pero estoy seguro de que con tiempo puede. Después de que sea el tercero que ocupa ese puesto en un breve espacio de tiempo, tienen que hacer que funcione».

Aspar pensó que Aprilia no era una buena opción sin Dall’Igna. ¿Y tú?
«A mí me dejó descolocado cuando me enteré que no estaría. Tenían muchos planes para ser competitivos y ya habíamos visto cuando Filippo se fue de Ducati lo importante que es la figura de un líder. Es cierto que un tío no hace una compañía, de hecho seguí hablando con Aprilia y probablemente hubiera seguido, pero sentía que iba a ser duro».

Finalmente estarás sobre una Honda «carreras-cliente». ¿Has reseteado ya tu cabeza para tener expectativas menores?
«Tengo que hacerme a la idea y es duro pensar así, pero por lo menos será lo suficientemente buena para ser competitivo. Con todas las condiciones igual para todos probablemente no ganaremos, pero cuando las circunstancias sean especiales y en otras situaciones extrañas, tendremos unas cuantas cartas que jugar con más gasolina y neumáticos más blandos, por eso no creo que sea imposible».

Historias
MOTOGP TV by DAZN
Te recomendamos

El próximo 10 de octubre se celebra en Madrid la cita anual de empresas, administraci...

Los días 26 y 27 de octubre, en el circuito Rocco´s Ranch, en Montmeló, Barcelona, lo...

Un neumático todo tiempo, como por ejemplo el Bridgestone Weather Control A005, está ...

La Marca que ofrece la más amplia gama de motos 125 de marcha del mercado cuenta con ...

Con un diseño trail, que recoge el aspecto de su hermana mayor que tanto éxito ha ten...

Si te haces con la UM DSR Adventure 125 o la UM Scrambler Sport, recibirás un baúl tr...