El escándalo fiscal de Rossi se lleva a Marc Canela

El español era el nuevo hombre de confianza del Doctor. Tanto Yamaha como Fiat han comenzado a tomar cartas en el "caso Rossi" y han pedido explicaciones a Valentino y a su entorno. El primer damnificado ha sido el español Marc Canela, administrador de Great White London y coordinador de logística del equipo Fiat Yamaha. ¿Habrá más sacrificados? De momento, parece que los responsables de ambas marcas se conforman.
Motociclismo -
El escándalo fiscal de Rossi se lleva a Marc Canela
El escándalo fiscal de Rossi se lleva a Marc Canela

Gerno di Lesmo, sede de Yamaha Motor Racing. Se programa un encuentro para ayer por la tarde al que acuden Lin Jarvis, director general de Yamaha, Davide Brivio, director deportivo del equipo, y Marc Canela, catalán de 35 años, administrador de Great White London, empresa que gestiona los derechos de imagen y los contratos publicitarios de Valentino Rossi y, curiosamente, encargado de la logística de la escudería.

Tras tres horas de reunión, Canela decide abandonar: “Señores, ya está bien: se acabó el problema, dimito”. El porqué tiene más que ver con la duplicidad laboral de Canela, de la que al parecer en Yamaha Motor Racing no estaban al tanto, que con el escándalo fiscal de Valentino Rossi. De hecho, Canela fue nombrado administrador de GwL, en sustitución de Gibo Badioli el pasado 30 de mayo, bastante tiempo después de la época por la que el Doctor está siendo investigado por la Hacienda Italiana (ejercicios fiscales 2000-2004), sin que hiciera pública tal decisión. Durante casi cinco meses, Canela mantuvo en secreto tal duplicidad de roles, sin que su pagador, Yamaha, supiera nada del asunto.

Al destaparse el problema fiscal de Valentino, también se descubrió el entuerto de Canela. De ahí su llamada a capitulación ante Jarvis y Brivio. Precisamente, este último señaló al diario La Stampa que “Marc ha dicho que tenía la intención, el próximo domingo, de explicar toda su situación laboral en Brno”, algo que no le resultó creíble.

Consecuencias
Ahora, Yamaha, desde un punto de vista oficial, ha resuelto el incidente y Canela no estará en Brno o al menos, no con los colores del equipo. Pero lo que está quedando claro es que la imagen de Valentino no saldrá favorecida de todo este asunto: evasión fiscal y un amigo con dos trabajos, del que no se sabe muy bien cómo ha llegado hasta ahí. Yamaha Fiat, por su parte, está empezando a ver que la asociación con Valentino puede que no sea todo lo rentable en cuestiones de imagen como presumía. A ello hay que añadir que una compañía japonesa como Yamaha no se puede permitir este tipo de escándalos, máxime teniendo en cuenta que, en su país de origen, las trampas fiscales, la corrupción y el secretismo son motivo de deshonor y descrédito.

En suma, el asunto entre Valentino y el Fisco itliano ha dejado, por un lado, un cabeza de turco, un amigo personal de Valentino Rossi, que nada ha tenido que ver con la supuesta evasión fiscal del piloto, aunque ha estado jugando un doble y beneficioso papel. Y, por el otro, la constatación de que las cosas entre Valentino y Gibo Badioli, su manager de toda la vida, no marchan bien. Así, Badioli dejó sin explicaciones su puesto al frente de Great White London, el pasado 30 de mayo, hecho que motivó el secreto ascenso de Canela y del que nadie, ni la prensa ni Yamaha, había tenido noticia.

Aunque Yamaha haya querido dar por zanjado el asunto, seguramente el caso Rossi les traerá más quebraderos de cabeza.

MOTOGP TV by DAZN
Te recomendamos

Contar con un neumático todo tiempo como el Bridgestone Weather Control A005 te garan...

La gama SPIDI para mujer llega para ajustarse al cuerpo femenino a la perfección y pr...

La chaqueta Spidi Firebird ofrece elegancia en plan vintage y la necesaria comodidad ...

Si te haces con la UM DSR Adventure 125 o la UM Scrambler Sport, recibirás un baúl tr...

Entre su amplio catálogo de accesorio, Givi tiene un buen números de kits y soportes ...

Tres opciones de chaquetas de verano para no bajar la guardia en seguridad y confort ...