MV Agusta Brutale 1078RR

Te da alas. La Brutale 1078RR es probablemente la moto más enérgica del momento. Su respuesta al acelerador es descomunal, estructuralmente es tremendamente rígida y compacta, y todo esto le permite convertirse en un concentrado energético que, casi, te da alas...
Víctor Gancedo. Fotos: Juan Sanz -
MV Agusta Brutale 1078RR
MV Agusta Brutale 1078RR

La Brutale 1078RR es la cuarta de una saga que llegó al mercado en el año 2000 e incluso se podría decir que es la quinta si tenemos en cuenta la Serie Oro, una versión especial que se realizó prácticamente a la par que la primera «siete y medio». Desde entonces, la Brutale se ha mantenido inalterada en cuanto a estética. Ha recibido cambios de cilindrada y en algunos de sus componentes (frenos, suspensiones o llantas), pero su diseño, que lleva el sello del «mago» Tamburini, no ha sido modificado. Con cerca de 10 años, parece haber bebido del «elixir de la juventud», y no es que se mantenga perfectamente actual, sino que todavía conserva su atractivo inicial y sus formas son imitadas. Las líneas angulosas de su depósito han sido adoptadas por muchos modelos de otros fabricantes. Y no hablemos de su faro. La Brutale fue la primera naked en montar uno asimétrico, con un diseño más complicado que el de las naked de entonces. Hoy en día es raro ver una naked con un grupo óptico delantero que no tenga formas irregulares. Está claro que el faro de las Brutale ha sido la fuente de inspiración para muchos diseñadores de otros modelos. Ahí está el éxito del diseño de esta italiana. Todos sabemos de sobra cómo es y a estas alturas ya no tiene secretos, pero nos sigue gustando. Nació bella y sigue siéndolo.

CONCENTRADA
La Brutale 1078 RR es probablemente el modelo de serie más concentrado de la actualidad. Es difícil meter tanto en una moto tan pequeña. Exteriormente es realmente compacta y relativamente simple, pero todos sus componentes son especialmente robustos y su motor de 1.078 cc es prodigioso. Empuja tanto desde abajo que siempre tienes la sensación de que va muy corto de desarrollos, pero éste es un efecto no del todo verdadero, porque en sexta tiene un desarrollo real de 252 km/h, cifra que no está nada mal teniendo en cuenta que se trata una moto totalmente desnuda. De todos modos, a mí entender, los desarrollos son un poco cortos en las dos primeras relaciones. Resulta prácticamente imposible acelerar con contundencia en primera sin que la rueda delantera se despegue del asfalto e incluso en segunda. Para que te hagas una idea, para nuestra habitual sesión de prestaciones, a la hora de acelerar desde salida en parado, hemos obtenido mejores registros arrancando en segunda, que en primera. Ya desde que salió la Brutale 910 hablábamos de que parecía una moto de cross, que su empuje era muy «bestia» a la hora de acelerar en marchas cortas. Pues ahora te digo que es mucho más. Con 141 CV verificados en nuestro banco y más de 8 kgm antes de llegar a 3.000 rpm, te aseguro que las sensaciones que te transmite son increíbles. Podría acelerar aún más si la rueda trasera no tuviese tantas ganas de adelantar a la delantera, pero dónde de verdad se puede apreciar todo su potencial es a la hora de recuperar en sexta. Sale catapultada desde apenas 4.000 rpm y consigue mejorar los registros de las más potentes SBK. Para pasar de 60 a 160 km sólo necesita 7,6 segundos, y la mejor de las «mil» en este apartado (que es la nueva Yamaha YZF-R1), necesita 9,2 segundos para hacer lo mismo. ¿Te haces ya una idea de lo que hablo?

Por eso probablemente en MV Agusta han preferido que el tacto de su acelerador sea un poco duro, para que cuando aceleres no te pases lo más mínimo. Hay que dosificarlo muy bien, tanto a la hora de acelerar desde parado, como al hacerlo al salir de una curva. Lo mejor es olvidarte de sus dos primeras relaciones cuanto antes. Tanto en tercera e incluso en cuarta, te permite salir sin el más mínimo problema de los ángulos más lentos. La verdad es que su conducción está plagada de fuertes sensaciones. Es exigente, pero al mismo tiempo es maravillosa. Además, su caja de cambios posee una precisión sobresaliente, y el embrague, provisto de sistema antibloqueo, también tiene un funcionamiento excelente.

MUY RIGIDA
La sensación de aceleración de la Brutale 1078RR se ve acrecentada por la extremada rigidez del conjunto. El tren delantero es espectacular. La horquilla Marzocchi con barras de 50 mm está complementada por una robustísima tija triple y un grueso manillar cuyo anclaje con la pletina superior de la dirección no flexa lo más mínimo. Esto consigue una dirección superdirecta y también muy sensible. Por ello requiere una conducción muy fina por nuestra parte. Tenemos que evitar transmitir acciones indebidas sobre el manillar, porque éstas llegan de inmediato al neumático delantero, provocando movimientos indeseados. Y no es fácil conseguirlo,teniendo en cuenta que empuja como una posesa a nada que te apliques un poco con el acelerador. Por esto también, esta moto necesita «como agua de mayo» asfaltos en buen estado. Ahí es donde te lo pasas realmente bien con ella. Su motor es difícil de acabar y además se comporta como una auténtica deportiva. Además de muy efectiva, no es especialmente confortable. Tanto los frenos, como las suspensiones, son prodigiosos, y muy directos. No hay holguras, ni recorridos muertos, y los tarados son muy firmes.

La MV Agusta Brutale 1078RR es de esas motos que te marcan. Poderosa, rígida, compacta y muy bien equipada. Todo esto le otorga un carácter exclusivo que también se ve reflejado en su precio. Más de 20.000 euros tendrás que reunir si te quieres hacer con sus servicios. Pero te aseguró que merecerá la pena. No es fácil que anteriormente hayas conocido nada igual.

Galería relacionada

MV Agusta Brutale 1078RR

Te recomendamos

Bridgestone nos presenta su nuevo neumático Weather Control A005, que mantiene un ren...

No pierdas la oportunidad de participar en alguna de las tres nuevas ediciones que se...

Spidi pone en el mercado un guante de piel de entretiempo. Ideal por su diseño para c...

Accesorio universal para tu moto, muy fácil de instalar y realmente funcional. Válido...