Harley-Davidson XL 883 Sportster Iron Bobber

Novedades 2010. H-D ofrece tres nuevos acabados para la Iron. Harley Davidson ha sacado al mercado tres kit de acabados para la Sportster 883 Iron: el Bobber que hemos probado, el Dark y el Cafe Racer.
Guillermo Artola. Fotos: Lluis Llurba. | 20/04/2010
Votar
0 votos

Hubo una época, cuando los soldados americanos volvieron de la II Guerra Mundial, en que se extendió una tendencia de transformación que consistía en quitar todo lo que se podía y algo más. Dejaban las viejas motos de la policía o de cualquier otra procedencia en chasis, motor y el par de cables necesarios para que arrancara y se encendiera una luz delante y otra detrás.

Éstas eran las «Bobber», cuyo nombre americano se asocia a «cortar» (de hecho así se llama el corte de pelo femenino conocido en Europa como «a lo garçon», es decir, que una chica se corte el pelo como un chico). Las preparaciones actuales llamadas así, «bobber», además de recortadas y con asientos similares a los de esta H-D, suelen tener ruedas delanteras de gran balón, lo que reafirma el «look» años '40-'50 porque entonces era lo habitual (a veces, la rueda delantera y la trasera eran incluso intercambiables).

Y puede que esto te chirríe al oído, pero yo soy de la opinión de que las transformaciones hechas siguiendo el criterio de un particular no siempre son seguras ni acertadas. Cuando es el propio fabricante el que decide poner esto o quitar aquello, siempre tiene en cuenta lo que la técnica exige y no sacrifica la seguridad por la estética, algo que me parece esencial. Así, cuando instalas lo que el «kit» Bobber incluye tu Sportster sigue siendo una moto, y se comporta como tal. Bueno, bonito y barato...

¿Pegas?, sí, hay un par de puntos que no me convencen. El asiento es bonito, eso nadie lo duda. No me importaría tener uno colgado en mi salón a modo de decoración, pero no me vale para sentarme más de 20 minutos. Es duro y une su escasa amortiguación al mínimo recorrido de los amortiguadores que el «kit» incluye para machacarte los riñones y dejarte las pompas... «fúnebres». Los amortiguadores duros y cortos presentan la otra parte criticable, en opinión de quien esto escribe (en el adoquinado de Aranjuez sentía como si un gigante me estuviera palmeando la cabeza a lo Benny Hill). Es verdad que en esta moto llega al suelo con los dos pies cualquiera, sí, pero a cambio es difícil e incómodo poner la pata de cabra, y al roce de los estribos en curva normal en cualquier Sportster hay que añadir que necesita aún menos ángulo de inclinación, y que en virajes a la derecha llega a tocar el escape y no tiene gracia.

Por lo demás, la posición de conducción con ese manillar y los estribos adelantados es cómoda y ayuda a «alta velocidad», momento en que desaparecen muchos de los bamboleos normales en una Sportster. Los espejos te piden que levantes un poco los codos (si tienes los brazos largos), pero son mucho más efectivos que los colocados en la posición habitual, pues vibran mucho menos. Los frenos no son un prodigio de potencia, como en cualquiera de sus hermanas de modelo, y no hay mucho más que contar.

En el precio que ponemos en la primera página verás que se incluye el de la Iron (8.100 €) y el del «kit» (1.333,03 €), en cuyo caso tendrás en tu poder los elementos desmontados del modelo original por si quieres recolocar alguno de ellos. Si quieres un asiento biplaza y estribos traseros, 169,55 € tendrán la culpa, y te invito a que entres en www.harley-davidson.es para conocer los otros dos «kits» Dark y Cafe Racer que puedes elegir. En fin, lo dicho, si quieres recortar tu moto, no te cortes, que lo haga H-D.

Kit Bobber (1.333,03 euros)

  • Manillar alto.
  • Asiento Bobber.
  • Amortiguadores traseros.
  • Estribos y mandos avanzados.
  • Cazadora de cuero.
  • Casco Aviator.
  • Tapón tuerca eje delantero.
  • Tapas cromadas para tornillos.
  • Cinta colectores de escape S'E.
  • Tapas motor Dark Custom.
  • Puños Silencer.
  • Retrovisores Doem Billet.
  • Intermitentes oscurecidos.
  • Tapón del depósito.

Kit Dark (983,12 euros)

  • Cúpula.
  • Pintura depósito.
  • Silenciadores negros.
  • Tapón tuerca eje delantero.
  • Quilla.
  • Indicador temperatura del aceite.
  • Tapón de depósito Dark Custom.
  • Cinta colectores de escape S'E.
  • Puños Diamond.
  • Cazadora de cuero Core Skull.
  • Guantes Skull Airflow Core.
  • Pedal de cambio Diamond.
  • Cableado Diamondback.
  • Intermitentes oscurecidos.
  • Amortiguadores traseros.
  • Estribos y mandos avanzados.
  • Tapas motor Dark Custom.

Kit Cafe Racer (1.108,44 euros)

  • Cúpula.
  • Quilla.
  • Cinta colectores de escape S'E.
  • Chaqueta Race.
  • Guantes FXRG.
  • Cableado Diamondback.
  • Latiguillos Freno Diamondback.
  • Tapa S'E.
  • Cables de bujía naranja.
  • Bujía S'E.
  • Filtro de aire.
  • Tapa filtro de aire.
  • Super Tuner.
  • Camiseta S'E.
     

Comentarios

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.