Yamaha RD350 Eight Ball

Esta RD350 de 1986 ha sido modificada en profundidad. Su cilindrada se ha incrementado hasta 375 cc y su distancia entre ejes ha aumentado considerablemente gracias a un basculante monobrazo de Honda VFR750F.
Víctor Gancedo Fotos: Juan Sanz Moto: Óscar de la Fuente -
Yamaha RD350 Eight Ball
Yamaha RD350 Eight Ball

La Yamaha RD350LC es una buena base para ser preparada y más aún si eres un fanático de las motos de 2T, como es el caso del propietario de la unidad de estas páginas. Óscar de la Fuente es un valenciano que tiene metido «el veneno» de las preparaciones en el cuerpo. Ayudado por Miguel del Valle de RD&RZ Home, ha realizado está espectacular RD350 partiendo de una unidad «made in Japan» de 1986.

Como has leído, el bicilíndrico en paralelo ha «engordado» hasta 375 cc gracias a un cigüeñal que aumenta la carrera de los pistones en 4 mm (de 54 a 58 mm) y a unos cilindros rectificados a 64,5 mm (0,5 mm más que en origen). Para sacarle un mayor partido, se han sustituido los Mikuni de 26 mm de serie por unos carburadores de la marca francesa Stage6 de 28 mm, acompañados de cajas de láminas VForce4 de los estadounidenses de MotoTassinari. Para los escapes se ha recurrido a producto «made in Spain». Son de TPR Competición y sus dos salidas discurren por el lado derecho, con los silenciadores de fibra de carbono. Las estriberas de aluminio mecanizado y lacado en negro son del mismo fabricante levantino.

Ante el incremento de potencia y para que el motor funcione a una temperatura correcta se instaló un radiador sobredimensionado. Además, se ha montado una tapa de embrague «transparente» con el logotipo de Yamaha y se ha pintado la maza en rojo. Del mismo color son las pipas de las bujías, la tortillería del motor, el muelle del amortiguador, los latiguillos Goodridge, etc.

«Nueva» parte ciclo

Para no complicarse la vida más de la cuenta, el chasis de doble cuna continua de acero se ha conservado, pero entre el resto de componentes de la parte ciclo no encontramos nada de RD350. El tren delantero, con horquilla invertida multirregulable, procede de una Suzuki GSX-R1100, aunque para darle un aspecto más vistoso se han montado unos discos de freno lobulados. Además, la frenada se ha mejorado con una bomba radial Nissin y los mencionados latiguillos inextensibles. El tren trasero se ha tomado de una Honda VFR750F, incluyendo el amortiguador, aunque este ha tenido que ser debidamente adaptado (César García se ha encargado de ello).

Te recomendamos

Spidi pone en el mercado un guante de piel de entretiempo. Ideal por su diseño para c...

Accesorio universal para tu moto, muy fácil de instalar y realmente funcional. Válido...

Como habrás podido comprobar por ti mismo ya tenemos aquí al frío, y que como cada añ...