Álvaro Bautista: Este año será distinto

Aunque finalmente sigue con las mismas suspensiones del año pasado, Álvaro Bautista confía en que con el mayor apoyo de Showa, y sobre todo de HRC, este año podrá ser más regular y mejorar los resultados de 2012.

José G. Maroto. Fotos: Gold&Goose/Honda -
Álvaro Bautista: Este año será distinto
Álvaro Bautista: Este año será distinto

El piloto de Talavera de la Reina ha empezado el año decidido a mejorar el quinto puesto que alcanzó la pasada temporada. Bautista cuenta con un año de experiencia con la Honda RC213V y con su equipo, el Gresini Racing, por eso confía en que esta temporada pueda ser más regular en todas las carreras. Aunque a finales de la pasada temporada se planteó cambiar las suspensiones Showa por las Öhlins que montan las demás Honda de la parrilla, al final seguirá con la marca japonesa este año y el que viene. No estará en Tejas esta semana porque coincide con la presentación de su equipo, pero Bautista ya está deseando volver a subirse en la moto en los IRTA de Jerez.

El año pasado terminaste con la duda de cambiar de suspensiones, pero al final continúas con lo que tenías. Cuéntame cómo fue exactamente la historia y cómo te convencieron.
«Cuando acabó el año yo quería cambiar a Öhlins, porque sobre todo en la primera parte del campeonato en Showa no habían trabajado como tenían que haberlo hecho y, aunque en la segunda parte, sí que es verdad que pusieron un poco más de empeño y trajeron a otros técnicos que Antonio Jiménez había pedido desde principios de año, yo terminé la temporada convencido de cambiar a Öhlins. Pero me pidieron hacer otro test más y en noviembre fuimos a rodar a Malasia. Allí llevaron material distinto y parecía que la línea de trabajo había cambiado, pero después de los test mi idea seguía sin estar clara. También por parte de HRC vi que tenían interés en que funcionaran. Entonces les dije que si seguía y querían que evolucionara las suspensiones de Showa, qué garantía tenía de hacer buenos resultados. Porque el año pasado ya pasé unos meses sin saber dónde iba a estar esta temporada y no quería arriesgar otro año más. No me iba a quedar en casa por, entre comillas, hacer un favor a Showa… Entonces me ofrecieron hacer dos años de contrato para así poder trabajar en la evolución de las suspensiones cómodo y sin tensión».

Eso debe ser una tranquilidad después de ver a final de año que había muchos nombres para ocupar tu puesto y el tuyo siempre salía el último de la lista. ¿No es así?
«Sí, pero yo estaba tranquilo porque Fausto siempre me ha dicho que yo era su prioridad, pero también había demasiados intereses de por medio. Pero sí, la situación no era cómoda, incluso salió algún piloto que decían que había firmado, y aunque solo eran rumores. Aunque estés muy centrado en hacer tu trabajo, siempre te queda esa duda de: “¿Estaré o no estaré, tendré moto o no tendré moto?”. Por eso este año no quería pasar por esa situación».
Supongo que repetir otro año con la misma moto, y con un jefe de mecánicos con el que te entiendes bastante bien, te dará tranquilidad.
«La verdad es que sí. Ya me pasó en Suzuki que el segundo año dimos un paso hacia adelante importante. Este año tenemos la oportunidad de seguir con la misma moto, la misma gente trabajando conmigo, ya nos conocemos y como dices tenemos muy buena relación, no solo con Toni, sino con todos los mecánicos. Y encima sabemos que tenemos aún otro año más para seguir trabajando juntos. Por eso creo que es una buena oportunidad para aprovechar todo el trabajo que hicimos el año pasado y seguir mejorando. Hubiera sido una pena cambiar de equipo y de moto, porque todo lo hecho se habría ido a la basura».

En una entrevista que publicamos con Shuhei Nakamoto (vicepresidente de HRC) decía lo siguiente: «Los resultados de Álvaro me decepcionaron un poco. Si tenemos en cuenta el tiempo que pasó en Suzuki, su experiencia era mucho mayor a la de Stefan, por eso esperaba más. Subió al podio un par de veces, pero este año quiero verle ahí más a menudo. Debe quitarse los hábitos de pilotar como cuando estaba en 250». ¿Qué te parece, estás de acuerdo?
«No lo había leído… Todos sabemos que los japoneses son muy exigentes. Aun así yo creo que he hecho bien mi trabajo. Cambié de moto y en muchos circuitos tuvimos problemas y aunque en otros funcionaba más o menos bien, siempre hemos ido a ciegas sin tener referencias, y así es más difícil. Pero este año será diferente, voy a tener mi referencia del año pasado y sobre todo más facilidades y apoyo por parte de HRC, porque en la primera parte de la pasada temporada tampoco es que me ayudaran todo lo que esperábamos. Yo no estoy 100 por cien contento con la temporada que hice el año pasado, porque con nuestro potencial podríamos haberlo hecho un poquito mejor. Este año espero ser más regular y al menos tener el mismo nivel en todos los circuitos. Bradl a mí también me sorprendió, hizo una gran temporada, pero son situaciones distintas y yo prefiero centrarme en lo mío. A lo mejor Nakamoto exige mucho, pero el primero que me exijo soy yo. Si puedo hacerlo mejor y no tengo problemas, el primero que voy a hacerlo soy yo, pero si no puedo apretar, es lo que hay…».

Siempre se dice que al primero que hay que ganar es a tu compañero de equipo. Tú no tienes, pero lo más cercano por moto es Bradl. ¿Es al primero que hay que ganar?
«Yo creo que nuestro objetivo tiene que ser estar lo más cerca de las cuatro motos oficiales. Y no será fácil, porque no solo es Bradl. Por ejemplo, Crutchlow ha demostrado un nivel muy alto en los últimos entrenamientos en Sepang y será más complicado batirle que el año pasado. Mi deseo sería quedar por delante de los oficiales, pero siendo realistas, el objetivo es terminar como la primera moto satélite».
En teoría las cuatro Honda empiezan igual el año y luego ya se verá… Mi pregunta es: ¿Con tu moto se puede luchar de tú a tú con las motos oficiales?
«Bueno… Este año teóricamente vamos a llevar todos el mismo motor, el chasis no es el mismo y suspensiones yo no llevo las mismas que ellos, con lo que la moto ya no es igual. No sé cuando llegue la hora de la verdad qué igualdad habrá entre las cuatro motos. También es verdad que Dani lleva toda la vida en Honda, tiene muchas referencias, tiene la moto muy por la mano y cuando está fuerte es muy difícil ganarle. A Márquez seguro que le faltan referencias en algún circuito y lo tendrá un poco más difícil que yo. Bradl está exactamente como yo, en su segundo año con la misma moto y con el mismo grupo de personas trabajando a su alrededor. Es difícil decir si se puede luchar con las motos oficiales, porque de la teoría a la práctica siempre cambia algo».

En Malasia viendo cómo ibais a pie de pista, lo que más me llamó la atención fue que Jorge y Dani no fallan, pasan cada vuelta por el mismo sitio. ¿Esa es un poco la diferencia que marcan sobre el resto?
«Sí, pero es por lo que te he dicho. Jorge y Dani llevan desde que subieron a MotoGP con la misma moto y el mismo equipo, por eso al final todo está en su sitio perfecto y cometes menos errores. Valentino va rápido, pero comete más errores. Márquez yo creo que no da ni una vuelta igual, pero también va muy rápido… La experiencia con la misma moto y la misma gente te hace ser mucho más perfecto encima de la moto».
¿Y qué tal la nueva moto con respecto a la del año pasado?
«Estoy deseando probar el motor que han llevado los oficiales en Malasia y que es el que tendremos este año. Por lo visto tiene algo más de potencia abajo y arriba, tengo curiosidad por ver cómo va. A nivel de chasis, la verdad es que no he notado grandes diferencias con el del año pasado. Al principio tuve unos problemas, pero hemos cambiado algunas piezas en la parte delantera de la moto para ayudarme a girar, y parece que lo hemos mejorado. Tenemos alguna ayuda más a nivel electrónico, pero tampoco es un gran paso. Por eso quiero probar el nuevo motor, porque parece que es lo más diferente con respecto a la moto del año pasado».

¿No poder ir a Tejas es un poco un problema?
«Bueno, siempre que los demás entrenan y tú no, siempre es un poco peor. Pero dentro de lo malo, va HRC que cogerá referencias y nos servirá para no llegar a ciegas con el cambio, y un poco los reglajes base. De suspensiones nada… (risas). Además, siempre que hemos ido a pistas nuevas Dorna nos ha dejado entrenar más tiempo y supongo que Austin no será una excepción. Quitando a los tres de Honda y las dos Yamaha, estaremos todos en las mismas condiciones».
¿Con qué resultado terminarías contento la temporada?
«Creo que si soy capaz de mantener un buen nivel durante todo el año y soy capaz de disfrutar encima de la moto ya estaría contento. A nivel de resultados me encantaría mejorar la quinta posición final del año pasado y las dos veces que subí al podio. Vamos a ver porque con las cuatro motos oficiales es complicado terminar mejor que quinto el campeonato. Pero es mi objetivo y por lo que voy a luchar».
En cierto modo está casi más complicado que el año pasado. Porque entonces Spies con una Yamaha oficial casi no contó por su mala suerte…
«Exacto. Este año los cuatro oficiales son cuatro y van todos muy rápido. Será muy, muy difícil, pero aquí estamos para intentarlo y es lo que vamos a hacer».

MOTOGP TV by DAZN
Te recomendamos

El próximo 2 de junio, el circuito de MotorLand Aragón, en Alcañiz, Teruel, acogerá l...

Vive un día único descubriendo Madrid a los mandos de los nuevos BMW C 400 X y C 400 ...

No pierdas la oportunidad de participar en alguna de las tres nuevas ediciones que se...

Accesorio universal para tu moto, muy fácil de instalar y realmente funcional. Válido...