Yamaha YFM 90 2009

El mejor regalo de Navidad, un quad Yamaha infantil. Según se acerca la esperada llegada de SS.MM.los Reyes Magos de Oriente, los quads infantiles asumen mayor protagonismo. Yamaha renueva en 2009 su catálogo y presenta el YFM 90, un modelo en el que motor y parte ciclo son de nuevo diseño y que también estrena apariencia estética a semejanza de los deportivos de la marca para adultos, también denominados Raptor fuera del mercado europeo.
Texto: Venancio Luis Nieto Fotos: MPIB -
Yamaha YFM 90 2009
Yamaha YFM 90 2009

Nadie duda de la sofisticada filosofía que rige en la industria del quad deportivo. Un avance que también alcanza a los modelos dirigidos al público infantil, sector en el que Yamaha cuenta con más de dos décadas de experiencia.

Desde los inicios de la industria del trike y el quad, Yamaha siempre ha producido máquinas orientadas al público infantil, casi todas ellas sobre la misma base motriz de cuatro tiempos, de 60 u 80 centímetros cúbicos, embrague automático y caja de cambios manual.
De esta forma, al primer Tri Zinger 60 de la década de los ´80 (un trike) le han seguido a lo largo de los años diferentes quads denominados Badger, YFM (Raptor en Estados Unidos) y Grizzly, todos con el mismo motor de 80 cc -hasta 2008 también se producía el YFM 50 con transmisión automática-.
La máquina infantil que ahora se presenta es una evolución del último YFM 80, que desde el año 2002 había tomado la fisonomía de los deportivos de gran cilindrada de Yamaha para inspirar su diseño.
Ahora, esa misma influencia estética queda más marcada aún, pero es en los apartados motriz y ciclo donde se esconden las mayores evoluciones del nuevo infantil de Iwata. MOTOR
La marca japonesa lleva desde sus inicios produciendo motores de cuatro tiempos para sus pequeños quads, una filosofía que con el paso del tiempo han adoptado un buen número de otros fabricantes. Sin embargo, el motor que impulsa el YFM difiere sensiblemente del utilizado hasta ahora.
Particularmente, este nuevo monocilíndrico de cuatro tiempos, refrigerado por aire, con distribución por simple árbol de levas y dos válvulas, aumenta su cilindrada hasta 88,5 cc. reales, además de utilizar un carburador de 22 milímetros. El anterior YFM 80 cubicaba 79 cc. y utilizaba un carburador de 12 mm. Este propulsor también se diferencia del anterior en su concepción básica de transmisión, abandonando la caja de cambios semiautomática de tres velocidades por una transmisión completamente automática por variador.
Aunque seamos partidarios de una temprana familiarización en el uso de cajas de cambio, no es menos cierto que la máquina infantil tiene como principal finalidad el aprovechamiento lúdico y no el rendimiento deportivo, por lo que resulta obvio que un cambio automático aportará sencillez al proceso de aprendizaje y permitirá al joven usuario prestar plena atención a la conducción en sí misma. CICLO
El bastidor es de nuevo diseño, y en el tren delantero el anterior sistema de suspensión mediante eje rígido y doble amortiguador deja paso a un esquema más moderno y deportivo, compuesto por dobles trapecios y amortiguadores independientes regulables en la precarga de los muelles. En el tren posterior las diferencias también son importantes. Hasta ahora la marca utilizaba un basculante con un solo amortiguador, freno de tambor y transmisión secundaria por cardan. El esquema utilizado en el YFM 90 también utiliza un amortiguador, aunque el freno es ahora de disco con pinza de simple pistón y latiguillo de goma, y en la transmisión secundaria el cardan se sustituye por un sistema de cadena y corona. Eso sí, convenientemente protegido para evitar la manipulación indebida.Los neumáticos son de origen Maxxis y su bajo perfil está pensado para favorecer la estabilidad general.
Como es propio de una máquina de iniciación, son varias las medidas de seguridad introducidas pensando en un progresivo aumento de las prestaciones a medida que aumente la destreza del usuario. Por una parte, el acelerador regulable era una solución bien conocida, aunque en el YFM 90 se suma a la de poder graduar el rendimiento del motor mediante interruptor eléctrico, ubicado bajo el asiento. Las estriberas quedan en el nuevo diseño completamente cerradas, e incluyen soporte para fijación de banderín trasero.
Por último, se incluye alumbrado real en sustitución de los adhesivos que sólo lo simulaban, montando un sencillo reflectante posterior. En cuanto a lo estético, la influencia del 700 R es aún más perceptible, estilizándose las líneas y añadiéndose elementos decorativos que simulan aluminio, modificándose el diseño del asiento y empleándose una nueva defensa delantera.
Las decoraciones originales disponibles en el mercado norteamericano serán la azul corporativa que aparece en las fotos de acción de este reportaje, y una segunda sobre base blanca. La primera está con seguridad disponible en el mercado europeo. No podemos referirnos con la misma seguridad a la segunda (que aparece en la imagen estática), pero sí estamos seguros de que una u otra servirán como excelentes fórmulas de aprendizaje. ¿Su precio? Aproximadamente, 2.300 euros.

Galería relacionada

Yamaha YFM 90 2009

Te recomendamos

La chaqueta Spidi Firebird ofrece elegancia en plan vintage y la necesaria comodidad ...

Si te haces con la UM DSR Adventure 125 o la UM Scrambler Sport, recibirás un baúl tr...

Entre su amplio catálogo de accesorio, Givi tiene un buen números de kits y soportes ...

Tres opciones de chaquetas de verano para no bajar la guardia en seguridad y confort ...

No pierdas la oportunidad de participar en alguna de las tres nuevas ediciones que se...