Al cole en moto

La vuelta al colegio de los niños significa que muchos padres deben alterar sus horarios habituales porque durante 9 meses al año estos padres dependen de la agenda que tengan sus hijos en el colegio. Los desplazamientos, especialmente en ciudad, suelen necesitar de un vehículo para llevarse a cabo. Y llega entonces la pregunta del millón. ¿Cómo llevo a los niños al colegio?

Motociclismo -
Al cole en moto
Al cole en moto

La OCU (Organización de Consumidores y Usuarios) ha cifrado que lo que se gasta de media una familia en la vuelta al cole son 1.874 euros por hijo, incluyendo cuota escolar, comedor, extraescolares y ruta. Estas rutas son muy cómodas para los padres, ya que no necesitan acompañar a los niños al colegio. Pasa el autobús a buscarles y te los devuelven en casa. Pero en ciudad este tipo de rutas no son muy habituales y lo que más acostumbramos a ver son filas de coches mal estacionados en la puerta de los colegios. El coche es un transporte cómodo, seguro y resguardado de las inclemencias meteorológicas del invierno. Pero muy poco económico: hay que saber que es el transporte más caro, con diferencia, de nuestra comparativa. Si sumamos lo que cuesta comprar un coche, más el gasto que hacemos durante un año lectivo, saldría más rentable coger todos los días un taxi. 

Probemos con el coche más vendido en 2013 en nuestro país, el SEAT Ibiza. Para nada un vehículo «gastón» (consumos medios de solo 6 l/100 km en ciudad) y que cuesta una media de 15.000 (varía en función de la versión, los extras y el precio que puedas negociar en tu concesionario). Pongamos que el recorrido habitual entre tu casa y el colegio son 10 km entre ida y vuelta, por 5 días a la semana, sumarán 50 km a la semana solo en llevar a tus hijos al centro educativo. Estos 50 km a la semana se convierten en 1.800 km anuales si tenemos en cuenta que el año escolar tiene 9 meses lectivos (36 semanas). Solo en combustible gastas 108 euros al año (recuerda los 6 l/100 km de nuestro Ibiza), más los 800 euros de seguro al año (una media de lo que cuesta asegurar este coche) suponen un total de 908 euros al año. A esa cifra, en lugar de sumarle los 15.000 euros que te cuesta el coche, vamos a suponer que lo tienes amortizado en 5 años y, por tanto, el coche te sale por 3.000 euros al año. Por tanto, el coste final es de 3.908 euros al año. Queremos dejar claro que en esta cifra sale también reflejado el precio del coche y no contamos con lo que cuesta el mantenimiento del mismo, ni los impuestos anuales, ni el aparcamiento (porque hoy día ni en la calle es gratis dejarlo). 

Antes te habíamos hablado del taxi, a priori el que se supone el transporte más caro de todos. Sin embargo, analizando las cifras con detalle vemos que no es agua todo lo que reluce. Poniendo una tarifa intermedia de lo que te cuesta un recorrido en taxi en un gran ciudad (bajada de bandera 2,15 euros y 1 euro por kilómetro de media), solo en viajes (2 al día entre ida y vuelta) te dejarías 774 euros en concepto de bajada de bandera; y a esto le añades los 1.800 euros que te costarían los 1.800 km anuales sería un total de 2.574 euros al año: casi ¡la mitad! que el coche.

Si eres motorista habitual no te sorprenderá que el vehículo que mejor «nota» saca en esta prueba es la moto. Tomemos como referencia el modelo más vendido del año, Suzuki Burgman 125: 3.300 euros de PVP, un consumo de 3 l/100 km y un precio de seguro de 200 euros, en total estamos hablando de solo 254 euros al año. Si le sumamos el coste del scooter amortizado en 5 años (660 euros cada año), estamos hablando de un total de 914 euros al año. Recuerda los ¡3.908 euros al año del coche! 

En términos económicos, el Burgman solo sale perdiendo por los pelos con el precio del transporte público: el abono mensual del tipo A (el más barato en Madrid y que te permite circular dentro de los límites de la ciudad) cuesta 54,60 euros; a lo que habría que sumar los 35 euros del abono joven (a partir de los 4 años los menores pagan por circular en transporte público). En total son 89,6 euros al mes, que multiplicado por los 10 meses que lo necesitarías (cuenta con los medios mes de septiembre y junio) serían 896 euros al año. Por muy poco, más barato que la moto, pero si en lugar del abono compras billetes multiviaje, el precio ya supera claramente al de la moto. Y no tienes libertad de horarios ni movimientos, por supuesto.

Pierde el miedo a llevar a tu hijo en la moto. Con un mínimo de precaución extra, será una actividad de tan segura como en coche, con el consabido ahorro de dinero y de tiempo.

Te recomendamos

Te invitamos a que vivas una jornada en Madrid con el equipo de pruebas de MOTOCICLIS...

Tres opciones de chaquetas de verano para no bajar la guardia en seguridad y confort ...

Vive un día único descubriendo Madrid a los mandos de los nuevos BMW C 400 X y C 400 ...

No pierdas la oportunidad de participar en alguna de las tres nuevas ediciones que se...