Alpen Master 2016: comparativa motos de iniciación aptas para A2

Aunque muy distintas, todas ellas son aptas para el carné A2.
Motociclismo.es -
Alpen Master 2016: comparativa motos de iniciación aptas para A2
Alpen Master 2016: comparativa motos de iniciación aptas para A2

Son motos para empezar. Ligeras, bajitas y sobre todo muy manejables. Los cuatro modelos de este grupo permiten negociar las interminables curvas con enorme facilidad.

En las subidas hay que llevar siempre la Kawasaki Z300 con el propulsor girando a regímenes elevados lo que a la larga acaba cansando un poco. La Yamaha MT-03 ofrece más par motor a mitad de la zona de revoluciones, lo que significa unos mejores valores de recuperación. Además, a la hora de acelerar saliendo de un garrote se muestra más e caz que la Kawasaki en este aspecto. Las medidas que se realizaron en el paso de Fedaia mostraban estos resultados. La Z300, en segunda velocidad, necesita 13,2 segundos subiendo el puerto para pasar de 25 a 75 km/h, mientras que a la MT-03 le bastan 10 segundos. Sí, tenemos que admitir que las cifras de la Yamaha tampoco son nada del otro mundo, pero no podemos olvidar que estamos hablando de pequeñas monturas de 300 cc, con unos 40 CV de potencia y 30 Nm de par.

El duelo de los motores se decanta de manera clara hacia la Yamaha y lo mismo podemos decir por la parte ciclo. La Kawasaki se mueve de manera ágil y eficaz negociando hasta las curvas más difíciles e incluso tiene la mayor distancia libre al suelo del grupo. Pero la horquilla y el amortiguador de la Yamaha transmiten un poco más de comodidad.

En las mismas condiciones necesita menor distancia a la hora de detenerse cuesta abajo. El tacto, tanto del embrague como de la maneta de freno, está bien resuelto. Al final quizá lo más importante es que transmite más información al piloto. Cuando vas rodando por puertos de montaña mojados, el que tu montura te transmita confianza no es un asunto baladí.

La victoria en esta categoría se decide entre la Suzuki y la Honda

El mayor culpable de que la Kawasaki no transmita tanta seguridad como sus rivales viene de uno de los componentes montados en origen, nos referimos al fabricante asiático IRC, que produce unos duros neumáticos bautizados con el optimista nombre de «Roadwinner». Puede que vayan de fábula en la calurosa Tailandia, pero en los complicados (y gélidos) pasos de Pordoi, Valparola y Falzarego no ayudan mucho que digamos. Así que la Kawasaki queda en último lugar, mientras que la Yamaha termina en la tercera posición.

La victoria en esta categoría se va a decidir entre dos motos que realmente tienen unas dimensiones más adultas que los dos modelos de 300 cc. Nos referimos a la Honda CB500F (propulsada por un bicilíndrico en línea) y a la Suzuki SV650 (con un bicilíndrico en V). Se puede rodar de forma relajada con la Suzuki, pero gracias a su potente motor de 76 CV, también es posible divertirse mucho por las curvas de los Alpes. El V2 suena a gloria, aunque no se obtienen puntos por este apartado. La entrega de potencia y la respuesta del motor es muy eficaz. La Honda convence igualmente gracias a un motor lleno de vida, muy preciso a las solicitaciones del puño de gas, pero la CB500F sólo empieza a respirar bien a partir de las 5.000 rpm, mientras que la Suzuki empuja desde más abajo.

La Suzuki no sólo tiene toneladas de carácter, sino que ello lo demuestra con excelentes valores de aceleración y recuperación. Ya se sabe que las prestaciones son simplemente una pieza más del conjunto, pero en el maravilloso mundo de los Dolomitas unos caballos de más o de menos se notan. Sobre todo en esta categoría pueden marcar la diferencia entre el agrado y la felicidad más absoluta.

A estas dos rivales les separan nada menos que 28 CV. La Honda (48 CV) es muy apropiada para principiantes, mientras que la Suzuki, con sus 76 CV, se adapta mejor a pilotos con más experiencia. La CB500F puede sacarle mucho partido a su suave embrague y al preciso cambio, aunque no puede competir con la SV650 en lo que se re ere a potencia y diversión.

La Honda tiene una parte ciclo más eficaz. Precisión de dirección, comodidad, maniobrabilidad... incluso enjuaga con más eficacia el ondulado asfalto de los Dolomitas en comparación con la Suzuki, la cual vibra de forma incómoda a altas revoluciones. En las pruebas de frenado cuesta abajo la Honda también queda por delante pese a tener sólo un disco en el tren anterior. En comparación con la Honda, la Suzuki se muestra menos equilibrada, aunque al final su fantástico motor le permite conseguir una merecida victoria.

Te recomendamos

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

No pierdas la oportunidad de participar en alguna de las tres nuevas ediciones que se...

Spidi pone en el mercado un guante de piel de entretiempo. Ideal por su diseño para c...

Accesorio universal para tu moto, muy fácil de instalar y realmente funcional. Válido...