Beta EVO 250/290 2009

Moto preciosa, de calidad extraordinaria, plagada de detalles en los que perder el tiempo mirándolos, algo pesada y dotada de un motor soberbio, así como un chasis de brillante respuesta. La EVO es una exquisita trialera muy valorada en el mercado de ocasión por su óptima fiabilidad.

Moto Verde -
Beta EVO 250/290 2009
Beta EVO 250/290 2009

Tras años con su modelo Rev-3, en 2009 Beta realizaba una profunda y necesaria renovación en su gama trialera lanzando la saga EVO. La novedad destacada era que el precioso chasis perimetral dejaba paso a una bella estructura monoviga, también en aluminio, con el depósito de gasolina integrado, mucho más ligera -las motos pesaban tres kilos menos-. Además, las EVO retornan a las bieletas para la suspensión trasera, incorporando otro basculante. Por supuesto se cambió la carrocería por otra de menor volumen y se montó otra caja del filtro. Y se aprovechó para aligerar elementos como las llantas, los frenos, la horquilla Paioli…

Las EVO se pusieron a la venta en variantes mecánicas propias 2T de 125, 250 y 290 cc -nueva cilindrada en lugar de la 270 anterior- así como 4T (250/300). Motores ya conocidos de las Rev-3 pero con modificaciones en pistón –forjado-, biela –reforzada-, escape/silencioso –más bonitos y ligeros-, culata –desmontable en dos piezas, CDI –con doble curva-… En 2010 se cambia el color de la carrocería, de rojo a blanco/rojo «flúor» y se monta otro radiador, con el tapón colocado bajo la pipa del chasis, en una posición menos expuesta a los golpes y al roce con el piloto.

En la versión 2011 aumenta la presencia del blanco en la carrocería y se montan un codo de escape más ligero, los piñones del cambio revisados y la bomba del freno trasero con el depósito integrado. Para 2012 la decoración recupera el rojo intenso y se estrena la cilindrada de 300 cc -diámetro de 79 mm-, junto a retoques en el cambio y el embrague -más progresivo y con mejor tacto-.

Las Beta EVO siempre han tenido una consideración de exclusivas, bien realizadas, fiables y de comportamiento muy noble. El arranque con el pedal a la izquierda exige cierta adaptación pero, al final, uno se acostumbra.

Mecánicamente la italiana funciona como un reloj, con unos motores, en cualquiera de sus cilindradas, de los más potentes de su clase, con mucho par. El empuje en la 250/290 2T resulta extraordinario desde pocas revoluciones, con notable progresividad, linealidad y excelente tracción. Incluso en el alto régimen tiene mucha patada. Quizás sube de vueltas algo más lenta que otras rivales pero tiene a su favor un embrague muy rápido que permite paliar este inconveniente.

En la parte ciclo encontramos buen compromiso entre aplomo y estabilidad, con un peso de 70 kilos que le permite a la EVO tener agilidad, resultando intuitiva. Transmite mucha confianza al piloto aunque, en espacios cerrados, hay que moverla bien pues su tren trasero se muestra algo lento.

Sólo en la primera serie aparecieron problemas destacados en el chasis, que tenían ciertas fisuras y, al ir integrado el depósito, se derramaba la gasolina. Beta se hizo cago en garantía de todas las unidades afectadas. También algunos basculantes de la EVO 2009 se fisuraban.

En la instalación eléctrica de las primeras motos el regulador causaba problemas, dejando sin corriente al electroventilador. Conviene revisar el apriete de la columna de la dirección, pues a veces se aflojaba y, por ende, se dañaban los rodamientos. Verificad la fibra del silencioso, que se «quema» con cierta facilidad, pero que podéis reemplazar. Cinco tornillos fijan el guardabarros trasero y, al tener que quitarlos para acceder al filtro, resulta algo incómodo -al ser de aluminio, la cabeza o la rosca suele terminar dañada-.
La respuesta muy directa del embrague ha estado siempre bien valorada por los pilotos «top» y criticada por los de menor nivel. Para modificarlo Beta vende un pistón de la bomba de 30 mm de diámetro -28 de serie- con el que hay más recorrido de maneta y el tacto es más blando, eliminando así la sensación «on-off».

Por esta buena fiabilidad y, considerando el cliente que son motos duras, las Beta están cotizadas de segunda mano, con precios para las 2T que van desde los 2.500 euros para la 2009, a los 3.000 para la 2010 y los 3.500 para la 2011, siempre considerando un buen estado general.

Precio: 5.490 €
Lo mejor: Conjunto exclusivo
Lo peor: Suspensión trasera lenta

Precio: 5.673 €
Lo mejor: Calidad acabados
Lo peor: Embrague rápido

Precio: 5.831 €
Lo mejor: Comportamiento mecánico
Lo peor: Peso algo elevado

Precio: 5.831 €
Lo mejor: Rendimiento motor.
Lo peor: Pedal freno corto.

Te recomendamos

Tres opciones de chaquetas de verano para no bajar la guardia en seguridad y confort ...

Vive un día único descubriendo Madrid a los mandos de los nuevos BMW C 400 X y C 400 ...

No pierdas la oportunidad de participar en alguna de las tres nuevas ediciones que se...