Segunda mano: Honda CBF600S

Esta polivalente moto, cuyo corazón es nada menos que el motor de la CBR600 es una muy recomendable compra para quien la use a diario y también los fines de semana.
Josep Armengol. Fotos: MPIB -
Segunda mano: Honda CBF600S
Segunda mano: Honda CBF600S

La Honda CBR600 es una de las motos más populares del mercado, si no la que más, y hasta fue la más vendida algún año durante la última década del siglo pasado. Un modelo tan deseado y tan bueno en todos los sentidos, tenía que ser aprovechado por su fabricante y Honda desde luego lo hizo. Primero con las Hornet, una versión naked con el motor de la CBR de potencia ligeramente reducida; y después con las CBF, motos de aspiraciones menos altas, de orientación más económica y práctica, pero que también tenían el ADN de la CBR, en su tetracilíndrico (de nuevo, con potencia reducida). Las hubo con y sin carenado, las primeras son obviamente mejores para todo uso y son a las que dedicamos este mes nuestra sección.

Quien eligió en su día una nueva o prefiere ahora usada, tiene claro lo que quiere: una moto con mecánica probada y fiable, sin complicaciones, con el carenado mínimo para poder viajar, de posición cómoda y a buen precio. Pero además, también consiguen una moto capaz de divertirles y de hacer correr adrenalina por sus venas, ya que el motor CBR, por muy «civilizado» que esté, sigue ahí montado con sus cuatro cilindros, sus dieciséis válvulas y su línea roja pasadas las 11.000 vueltas… que son menos que en la deportiva, pero son ¡muchas más! que las opciones que hay ahora en el mercado en este segmento. A cambio, no se consiguen consumos mínimos tan bajos como las actuales.

Las primeras CBF llegaron tras la muy renovada CBR600RR y montaban el motor basado en la anterior CBR600F, en un chasis de acero y con alimentación por carburadores, retocado para girar menos rápido y dar unos 76 CV. En 2008 el modelo no cambió de nombre, pero sí de motor y chasis. Se usaba ya la base de la CBR600RR, de carrera más corta, cárteres más compactos y alimentación por inyección, también modificado para girar menos arriba y dar 78 CV. El chasis, tomado de las Hornet del momento, es de aluminio. Además, introducía la posibilidad de montar frenada combinada y ABS opcional. No cambiaron las medidas de las ruedas, 120 y 160, las que montaban las CBR durante los noventa.

El motor, que ya es muy fiable en configuración CBR, es indestructible en estas motos, y su sencillez general hace de ellas motos robustas y hasta sencillas de mantener, hasta por uno mismo. Será bueno asegurarse del cuidado que haya tenido nuestra candidata para evitar sorpresas, pero quitando golpes evidentes… no debería haber problemas.

Usuario

Con el motor de las CBR, tanto de una como de otra versión, y que en la deportiva ya es súper fiable, una vez «desinflado» para dar un 20 por ciento menos de potencia a base de llegar menos arriba en el cuentavueltas, es evidente que la mecánica será poco menos que eterna. Además, la accesibilidad al motor es muy buena y verdaderamente serán pocas las intervenciones necesarias a poco que seamos cuidadosos y, ya fuera de garantía, hagamos las operaciones necesarias (que por otra parte no es nada difícil realizar)

Versiones

2004-2008 : HONDA CBF 600 S [ 599 cc | 76 CV | 197 kg ] Precio: 2.300-3.800 €

Como complemento a la CBR600RR, Honda saca esta moto más polivalente y económica, con el motor de la anterior generación CBR de carburadores y rebajado a 76 CV, y chasis y suspensiones más sencillas. Su acierto y su calidad se demuestra al ver que estas motos siguen rodando y son bien valoradas. Los carburadores implican un estárter manual, y termómetro para saber cuándo el motor está caliente, a cambio sólo hay testigo de reserva.

2008-2012: HONDA CBF 600 S (ABS) [ 599 cc | 78 CV | 198 kg ] Precio: 3.500-4.800 €

El éxito de la version anterior y la necesidad de poner al día su motor a las exigencias de emisiones (inyección) nos traen este modelo nuevo pese a mantener denominación: el chasis es de aluminio (antes acero) tomado de las Hornet y el motor deriva de la CBR600RR, bajado a 78 CV. Además monta frenada combinada, con ABS opcional. El cuadro pierde el termómetro pero gana un práctico nivel de combustible (antes testigo).

Te recomendamos

Tres opciones de chaquetas de verano para no bajar la guardia en seguridad y confort ...

Vive un día único descubriendo Madrid a los mandos de los nuevos BMW C 400 X y C 400 ...

No pierdas la oportunidad de participar en alguna de las tres nuevas ediciones que se...