Preparaciones: Yamaha Yard Built

El segundo fin de semana de junio tuvo lugar en Biarritz una nueva edición del «Wheels and Waves»: la cita obligada para los amantes de las motos preparadas. Yamaha nos invitó a ir para descubrir alguno de sus modelos más especiales.
JMªA. Fotos: Sebas Romero -
Preparaciones: Yamaha Yard Built
Preparaciones: Yamaha Yard Built

Es el quinto año que en la localidad francesa de Biarritz (pegada a la frontera con el País Vasco) se celebra este particular evento, que es a la vez concentración, bike show y que incluso tiene carreras de subida en cuesta: «Wheels and Waves» es un nombre perfecto porque de eso se trata, de mezclar el ambiente de las ruedas (léase motos) con el de las olas... Un ambiente perfecto para las motos custom y café racer, ¡sin duda!

Lo que empezó como algo entre colegas ha tomado una dimensión tremenda y las marcas no han querido ser ajenas a ello. Yamaha es de las que ha entendido que aquí hay un nuevo y suculento mercado, y por eso decidió organizar una presentación de algunas de sus motos muy especiales, las que puedes ver en su sección «Yard Built» dentro de «Sport Heritage» en su web. Te presentamos dos de las más espectaculares: la Faster Son (basada en una MT-07) y la Playa del Rey (en origen una XV950).

Convertir una MT-07 en la Faster Son exigió alguien con la creatividad y los recursos de Shinya Kimura, de Chabott Engineering. Especialista en esculpir acero y aluminio a base de yunque y martillo, Kimura se inspiró en las formas de los cazas de la Segunda Guerra Mundial para vestir la MT-07, que mantiene su motor, chasis y demás componentes mecánicos. Se reemplazaron por los elementos nuevos el depósito de gasolina, asiento, colín, faro y manillar.

Unos tubos soldados al subchasis original fueron suficientes para sujetar el nuevo colín, y su creatividad con el metal le ha permitido producir ese espectacular carenado superior que se funde hacia atrás con el depósito, asiento y breve colín, todo en un acabado de aluminio pulido sin llegar a espejo. La estética retro-futurista recuerda ciertas animaciones japonesas y cuando la ves de cerca aprecias detalles tan buenos como el soporte central de la pantalla o el precioso tapón de gasolina de estilo aeronáutico. Muchas piezas accesorias (tirantes, estriberas, guardabarros delantero) han salido también de las manos del artista.

En cuanto a la Playa del Rey, no llega de Japón sino de mucho más cerca: el especialista malagueño Matt Black, con Anthony Pridge a la cabeza, fue el encargado de trabajar sobre una XV950 y convertirla en esta moto única que, además de su aspecto tan exclusivo, podemos dar fe de que funciona y lo hace muy bien como pudimos comprobar de camino a Biarrtiz... El nombre es un tributo a las carreras de «board track» que se celebraban en esa playa hace un siglo sobre óvalos de madera. Una suspensión trasera rebajada (y dura), y un tren delantero Springer Rebufini modificado, llantas de 21 pulgadas en ambos trenes y un depósito trabajado a mano le dan un aspecto único. Formidable la tapa de balancines trasera, ¡transparente!

Te recomendamos

Te invitamos a que vivas una jornada en Madrid con el equipo de pruebas de MOTOCICLIS...

Tres opciones de chaquetas de verano para no bajar la guardia en seguridad y confort ...

Vive un día único descubriendo Madrid a los mandos de los nuevos BMW C 400 X y C 400 ...

No pierdas la oportunidad de participar en alguna de las tres nuevas ediciones que se...