Desde la presentación de las Yamaha R6 y TMax 500 (2)

Yamaha nos lleva a Japón a probar sus novedades. Nuestro afortunado enviado especial a la primera prueba dinámica de las Yamaha R6 y del TMax 500, Pere Casas, continúa su periplo japonés. Hoy domingo, en el circuito de Sugo, ha tenido el primer contacto con la R6. Pero, por imperativo legal (o sea de Yamaha), la información gráfica estará embargada hasta el lunes. Sigue leyendo las vivencias de un probador desde el mítico Cipango.
Pere Casas -
Desde la presentación de las Yamaha R6 y TMax 500 (2)
Desde la presentación de las Yamaha R6 y TMax 500 (2)

Bueno, pues de lo de que iba a llover a la hora de rodar sobre la R6, afortunamente, ¡nada de nada! El cirio que le pusimos a Santa Barbara ha funcionado…

Me he despertado por lo del jet lag a las 5 AM –aquí a esta hora el día ya es claro, claro-, y ya he visto que la cosa no iba a ir de wet-race: aunque el circuito iba a estar encharcado, como aseguró nuestro guía japonés al consultarlo en su móvil de última generación –seguro que hasta hace la colada…- la cosa iba a secar.

El circuito de Sugo es mítico. Allí se disputa el mundial de SBK y probablemente recordarás su chicane imposible en la que las motos casi deben hacer maniobra: pues a los mandos de la nueva R6 es parecido: frenas inclinado, algo que se puede aprender magníficamente en Cartagena, bajas todas las marchas hasta primera, y sales colocando la segunda justo para acelerar cuesta y recta arriba… Pero antes, por supuesto, nuestros amigos de Yamaha –Europa y Japón, juntos y revueltos- nos han dado la rueda de prensa técnica de la presentación: diapositivas, gráficos y la explicación de cómo y porqué la nueva R6 va a ser la repanocha. Bueno, lo de sus novedades técnicas ya lo habéis leído en el análisis técnico de mi compañero y sin embargo más que amigo Guillermo Artola, como no en las páginas de Motociclismo, pero lo resumiremos diciendo que, a nivel de motor, la 4ª versión de la R6, para celebrar el décimo aniversario de la generación Yamaha R –la R1 salió justo en 1998- adopta el sistema YCC-I, que varía combinadamente con el YCC-T (el acelerador electrónico sin cable, ya lo sabes) la longitud de las trompetas de admisión. De este modo, se puede reglar la admisión y la compresión de acuerdo a que su motor dé el máximo rendimiento en altas una vez las trompetas en la posición corta, mientras que cuando estas son largas la respuesta es dulce y progresiva… Como ocurre en la R1, el sistema funciona muy bien: la moto ha mejorado mucho su vacío en medios… o cuando menos, ha rellenado su respuesta en esta zona, que antes, desde las 8.000 rpm hasta las 10.000 rpm era débil. La R6 2008 empieza a empujar verdareramente duro a las 10.500 rpm, pero ya no debes haber cambiado antes si se te caía el régimen por debajo: una gran ventaja en circuito, pero también muy evidente en carretera… Un gran paso adelante.

Por otro lado, aunque esto es ajuste fino y se notaría más al comparar directamente una moto tras bajarse de la otra, se han variado los espesores de varias partes del chasis para darle más flexibildiad –las paredes de la doble viga- y más rigidez –la zona del eje de dirección- para conseguir que la parte ciclo sea al mismo tiempo menos nerviosa en sus reacciones y más precisa y estable en frenada…

En definitiva, he podido dar unas cuantas tandas en Sugo y la R6 me ha gustado mucho. ¿Es ya la mejor Supersport del momento? No lo sé, para esto haría falta otra comparación directa. Si quieres saber si será la mejor Supersport de 2008, te aconsejo que esperes a nuestra primera prueba a fondo, a nuestra primera comparativa, o a nuestro imitado, pero inimitable, Master Bike… pero de momento, la primera impresión es más que positiva. Y rumbo rápido al hotel para casi “antes de la ducha”, mandar texto y fotos para el cierre de Motociclismo. Lo podrás leer el martes en tu kiosko habitual… Y sepas que no te he mandado fotos del evento a esta web porque la información gráfica de la presentación de la R6 está embargada por el Sr. Yamaha en persona hasta el lunes 22… Y, después de la obligación, la devoción. Como decimos entre los colegas de profesión, “no te imaginas la cantidad de caviar y langosta que debemos comer para llevar los garbanzos a casa”… En este caso, una simpática cena japonesa tampayaki, esa en la que cocinan delante de ti todo tipo de verduras, marisco y carne… A las 10, autobús al hotel. Me conecto otra vez para mandar este texto, para “emaliarme” con la familia, que son unos santos, para saber cómo han ido los entrenamientos de Malaisa… y cómo va el sainete de la Fórmula “one”… que ya que no tiene interés alguno en la pista, por lo menos lo tenga en lo de las puñaladas traperas… Y mañana serà otro día: toca diana a las 5,30, desayunar en el autobús una caja de comida preparada a la que están tan acostumbrados los nipones… y otro vuelo, esta vez, a Tokio: empalmamos con la presentación de la nueva T-Max… Pero esto ya te lo contaré en su día… Proximamente, en nuestras pantallas… Sigan atentos…

Pere Casas, desde Sugo, Sendai. Sí, en Japón…

LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

Contar con un neumático todo tiempo como el Bridgestone Weather Control A005 te garan...

La gama SPIDI para mujer llega para ajustarse al cuerpo femenino a la perfección y pr...

La chaqueta Spidi Firebird ofrece elegancia en plan vintage y la necesaria comodidad ...

Si te haces con la UM DSR Adventure 125 o la UM Scrambler Sport, recibirás un baúl tr...

Entre su amplio catálogo de accesorio, Givi tiene un buen números de kits y soportes ...

Tres opciones de chaquetas de verano para no bajar la guardia en seguridad y confort ...