Situación crítica del mercado de la moto

Arrastrados por la crítica situación económica actual, y por las particulares modifi caciones de los permisos de conducción, el mercado de la motocicleta desciende en 2011 más de un 10 por ciento en número de matriculaciones respecto al año anterior. Una caída que lo sitúa en valores de 1999 con un total de 120.465 unidades.

Oscar Pena -
Situación crítica del mercado de la moto
Situación crítica del mercado de la moto

Analizando el mercado con perspectiva, no se aprecia un desenlace feliz para esta situación. El mes pasado se cumplieron 18 meses de descensos consecutivos de matriculaciones, que en el caso de los ciclomotores se acerca a unos escalofriantes cinco años.

Un hecho que ha dejado este segmento, otrora uno de los más importantes y un verdadero pilar para nuestra industria, en uno meramente simbólico. Y es que ha vuelto a descender hasta un 32 por ciento en 2011, con una irrisoria cifra de matriculaciones que se sitúa en 23.244 unidades, por las 34.187 de 2010, las 43.984 de 2009, y las 84.222 de 2008.

Cifras de cualquier modo casi anecdóticas si las comparamos con los 335.726 ciclomotores vendidos en 1999. Sin duda, la mejor «escuela de conductores» está desapareciendo con la última reglamentación del permiso de conducción, que sitúa su edad de acceso en 15 años en lugar de los 14 anteriores.

Así que muchos jóvenes deciden esperarse un año más para poder acceder al A1, y de este modo no desgastar más su maltrecha economía. El resultado de éste y otros factores, como el elevado precio de los seguros, hace que desde 2007 este segmento haya caído la escalofriante cifra de un 70 por ciento.

El titular para nuestro mercado casi podría asemejarse a aquel famoso y estrambótico programa concurso de la televisión: «Supervivientes».

Pero ni así podemos considerar al único segmento de la motocicleta que hacía frente y se resistía a la caída, el de las motocicletas de cilindrada hasta 125 cc. Fue el único relativamente estable en 2011 gracias, entre otras cosas, a la convalidación del carné de conducir de coche, aunque finalmente ha sucumbido en las cifras globales descendiendo en un exiguo, pero sin duda simbólico, 1 por ciento.

Así que las previsiones, dado este panorama, no parecen halagüeñas de cara a 2012. El resto del mercado, ya lo analices por segmentos, por cilindradas, por marcas o incluso por comunidades autónomas, es fiel reflejo de este descenso se mire por donde se mire.

Así, las motocicletas de más de 1.000 cc caen un 11,6%, y el segmento de 501 a 750 cc nada menos que un 30,9 por ciento (es el que mayor descenso en ventas experimenta con 6.000 unidades menos que en 2010).

Las motos deportivas, las más admiradas por los aficionados durante años y en las que las marcas han puesto la mayoría de sus avances tecnológicos, se han convertido en un nicho minoritario. Tanto que entre las cien motos más vendidas en España solo la BMW S 1000 RR se encuentra registrada. Están quedando para un público minoritario, y un uso muy específico de circuito.

Lo mismo podemos decir de las turismo, motos admiradas y adquiridas, entre las que solo encontramos la BMW R 1200 RT entre las 100 motos más vendidas. No obstante, el descenso más signifi cativo corresponde precisamente al segmento más representativo, el de las motos de media cilindrada. Aquí, las particularidades del carné A2, con su limitación a unos 95 CV de potencia base, deja fuera a muchos modelos, como la Kawasaki Z750, cuyas cifras de ventas descienden escandalosamente (de 2.271 unidades matriculadas en 2010 se pasa a 996 en 2011).

Si a esto sumamos la falta de financiación por parte de las entidades bancarias a la hora de solicitar un préstamo, y el elevado índice de paro, nos topamos con el escenario de descenso generalizado que vemos refl ejado en todas estas cifras.

Con los dedos de una mano podemos contar las marcas que en 2011 no han experimentado un descenso de moderado a alto. De entre las más representativas se salvan de «la quema» Piaggio y KTM, con un moderado incremento de ventas de un 4,4 por ciento y 6,67 por ciento respectivamente. Peugeot crece un 14,15 por ciento, Leonart un 24,10 por ciento, Husaberg un 30,56 por ciento y Keeway un 47,32 por ciento.

En el lado opuesto, la marca que ha experimentado una mayor reducción porcentual de sus ventas es TGB, con un 40,42 por ciento, seguida de Kawasaki con un 35,43 por ciento, y Hyosung con un 31,62 por ciento. De cara a 2012 las primeras previsiones no son optimistas. Sin embargo, algunas medidas podrían cambiar el sentido de las ventas de motocicletas.

La corrección de los problemas actuales con los carnés de conducir, o la promoción y aprovechamiento de la moto en términos de movilidad, mejorarían notablemente la evolución de nuestro mercado, permitiendo remontar los resultados de 2011 tal y como esperamos que sea.

Historias
LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

La cuarta edición del concurso de customización que BMW Motorrad y la Revista Fuel re...

Con un diseño trail, que recoge el aspecto de su hermana mayor que tanto éxito ha ten...

En la pasada edición de Motociclismo Rally Ávila, seis inscritos tuvieron la oportuni...

SYM se ha consolidado como una de las referencias en el mundo del scooter en nuestro ...

Si te haces con la UM DSR Adventure 125 o la UM Scrambler Sport, recibirás un baúl tr...