Cinco motos que lucharán por ser las más vendidas en 2016

En 2016 habrá cerca de 100 motos nuevas en el mercado, de las cuales sólo unas pocas se convertirán en súper ventas
Víctor Gancedo. Fotos: MPIB -
Cinco motos que lucharán por ser las más vendidas en 2016
Cinco motos que lucharán por ser las más vendidas en 2016

El despliegue que han hecho las marcas con vistas a 2016 ha establecido un nuevo récord en lo referente a novedades. Cerca de 100 modelos van a ir llegando este año con el reclamo de que son novedad. Como es lógico, algunos destacan sobre el resto por lo que representan y por el potencial que poseen desde el punto de vista comercial. Por estos motivos, hemos considerado que hay cinco novedades que esté año aspiran a romper el mercado. Por orden alfabético de marcas, estas son BMW G 310 R, Ducati XDiavel, Honda CRF1000L Africa Twin, Triumph Thruxton y Yamaha MT-10.

BMW G 310 R

Tras muchos años e incluso décadas sin contar con un modelo de cilindrada contenida, en BMW han considerado que es el momento de poner en escena una moto pequeña. La BMW G 310 R está especialmente dirigida a mercados emergentes, pero seguro que va a tener también una buena acogida en Europa. Como se puede adivinar por la «R» que incluye al final de su nomenclatura, la BMW G 310 R es una roadster desnuda que recuerda en algunos apartados a sus hermanas mayores BMW F 800 R, BMW S 1000 R y BMW R 1200 R. Además, para que su precio sea competitivo, ha nacido tras un acuerdo de colaboración firmado por la marca alema que luce en su depósito y la india TVS Motor Company Limited, que la va a fabricar en una de sus plantas del país asiático. TVS es el tercer fabricante de vehículos de dos ruedas de la India y tiene una capacidad para fabricar tres millones de motos al año, por lo que no hay duda que BMW Motorrad ha elegido un buen aliado. La llegada de la G 310 R está prevista para verano y, aunque no se sabe nada acerca de su precio, todo apunta que deberá rondar los 5.000 euros, para competir directamente con las Kawasaki Z300, KTM 390 Duke, Benelli BN 302 y la también nueva Yamaha MT-03.

No hay duda de que la BMW G 310 R va a ser una moto muy bien recibida por los concesionarios de la marca. Con ella se aspira a captar jóvenes que en un futuro se sientan atraídos por otros modelos de la marca, algo que BMW y el resto de fabricantes ven necesario ante el constante incremente de la media de edad de los usuarios de moto.

La BMW G 310 R está empujada por un moderno y compacto monocilíndrico de 313 cc que cuenta con la particularidad de incluir la admisión por delante de la culata y el escape por detrás. La parte ciclo gira en torno a un chasis de doble viga de acero y un basculante de dos brazos del mismo material. A ellos se añaden un tren delantero formado por una aparente horquilla invertida y un disco de freno mordido por una pinza con anclaje radial. La BMW G 310 R se trata de una naked ligera, que declara 159 kg en orden de marcha, pero que al mismo tiempo posee unas dimensiones generosas, pensando en dar cabida a dos personas de talla considerable. No hay duda de que esta nueva BMW, a pesar de su llegada tardía, posee todos los ingredientes para ser una de las motos más vendidas de 2016.

Ducati XDiavel

En Bolonia no cesan de ampliar horizontes y de sorprender con novedades que marcan tendencias. Como su nombre puede indicar, la nueva Ducati XDiavel deriva en cierta medida del concepto de la Diavel que conocíamos hasta ahora, pero la «X» que incorpora al principio de su denominación pretende hacer referencia al cruce de caminos que se ha buscado a la hora de desarrollarla. La Ducati XDiavel es una moto totalmente nueva, con un chasis multitubular de acero que la convierte en la más baja y larga del catálogo de Ducati. Los 30º de lanzamiento de su horquilla y los 1.615 mm de distancia entre ejes que declara el fabricante, ya nos pueden dar una idea de cuáles son las intenciones de la marca de Boloña con este nuevo modelo. Además, su presentación dinámica se ha llevado a cabo en Estados Unidos, y esto no ha sido por casualidad. La Ducati XDiavel supone la incorporación de Ducati al mundo cruiser, un segmento que en el país de las hamburguesas tiene mucha importancia.

La Ducati XDiavel es la primera Ducati que se ha desarrollado pensando en que sea muy agradable y utilizable a ritmos sosegados. De ahí que monte un nuevo Testastretta DVT (distribución variable) de carrera más larga y una mayor cilindrada de 1.262 cc. También incorpora transmisión secundaria por correa dentada, un sistema inédito en Ducati, y con el que se pretende, además de reducir el mantenimiento, suavizar las reacciones del tren trasero, tanto al «abrir y cerrar» el acelerador, como al efectuar reducciones enérgicas.

Pero, como es de suponer, con 156 CV declarados y una sofisticada electrónica, no es una moto ideada solo para dar paseos tranquilos. Al acelerar desde parado con contundencia, la Ducati XDiavel sale como un «rayo», con un excelente aplomo frontal proporcionado por su gran longitud, por un reparto de pesos adelantado y por la excelente tracción proporcionada por el generoso neumático trasero de 240 mm de anchura. Y luego en curvas se comporta más que dignamente, aunque siempre entendiendo que no es una deportiva, ni que tampoco pretende serlo. Para esto existen otras motos en el catálogo del fabricante italiano. Ducati quiere dejar claro que con la XDiavel se puede disfrutar mucho sin necesidad de correr en exceso en zonas de curvas.

En el apartado estético, la Ducati XDiavel también es una moto que impresiona, con una estampa musculosa y muy cuidada en el detalle. No hay dudas de que se trata de una moto Premium, que además se comercializa en versión normal y «S», dotada esta última de mejores componentes. Por la primera hay que desembolsar 20.290 euros y si optamos por la mejor equipada, habrá que añadir 3.000 euros más a esa cifra.

Honda CRF1000L Africa Twin

Honda ha pretendido recuperar el espíritu de las trail de épocas pasadas y ha puesto en escena la que probablemente es la novedad más esperada de 2016. Además de rescatar la denominación Africa Twin, ha desarrollado una nueva moto con grandes aspiraciones camperas, algo que en las trail y maxitrail actuales había perdido mucho terreno. Se supone que la mayoría de los usuarios de este tipo de motos, raras veces circulan por pistas de tierra, pero Honda piensa que muchos son clientes potenciales que piden una trail que permita un uso off road con garantías. Para ellos ha desarrollado la nueva Honda CRF1000L Africa Twin, una moto que por características y precio se sitúa un escalón por debajo de las maxitrail, por lo general más caras y potentes.

Desde que se presentó el prototipo True Adventure en otoño de 2014, la expectación que se ha generado en torno a esta nueva Honda ha sido máxima. Más aún cuando a mediados de 2016 se confirmó que iba a ser fabricada en serie y, además, recuperando la denominación Africa Twin. Su motor ya no es V como el de sus antecesoras, sino que es un bicilíndrico en paralelo con culata Unicam y otras serie de características que recuerdan a las monocilíndricas CRF de cross, lo que ha contribuido a que incluya estas siglas en su nomenclatura. Además, como en otros modelos de la marca, se ofrece en dos versiones de motor, una con caja de cambios de accionamiento convencional por palanca, y otra con una evolucionada transmisión con doble embrague (DCT), que permite elegir entre varios modos de conducción, y que puede funcionar en modo automático o manual con pulsadores situados en lado izquierdo del manillar

Además, la llanta delantera de 21” de diámetro y unos recorridos de suspensiones de 230 y 220 mm, delante y detrás respectivamente, hacen que la Honda CRF1000L Africa Twin se adapte muy bien a muchos ambientes, siendo muy probablemente la trail actual que mejores aptitudes demuestra lejos del negro asfalto. Además, como ya has podido leer, no está entre las trail más caras, con unos precios que oscilan entre los 12.700 € que cuesta la variante más sencilla sin ABS, a los 14.720 € fijados para la versión DCT, que solo se puede adquirir con ABS. Está claro que la nueva Honda CRF1000L Africa Twin es una moto que llega con muchas aspiraciones y que, a buen seguro, va a ser uno de los modelos de alta cilindrada más vendidos en 2016.

Triumph Thruxton

Cuando en Triumph decidieron resucitar la Bonneville allá por 2001, seguro que no se imaginaron el revuelo que iban a causar. La que en un principio surgió como una sola moto, después dio origen a una familia numerosa que desde entonces ha llegado a contar con más de una decena de modelos o variantes distintas. El éxito comercial cosechado por algunas de ellas ha dado pie a que la mayoría de las marcas hayan intentado hacer cosas semejantes con mayor o menor éxito. Las posibilidades de preparación y personalización de este tipo de motos han hecho que su atractivo aumente y hoy en día es una tendencia en crecimiento que parece que no va ser «cosa de un día». Es un movimiento que se ha establecido con mucha fuerza y cada vez cuenta con un mayor número de adeptos.

Justo en el momento que muchas marcas se han apuntado a la mencionada tendencia creada por Triumph, la marca inglesa ha dado un «golpe en la mesa» y ha puesto en escena una nueva generación de Triumph Bonneville. En ella la que la Thruxton es el referente de acuerdo a su belleza y a sus grandes posibilidades de transformación. La nueva Triumph Thruxton es de esas motos que enamoran a primera vista. Es una café racer muy lograda es cuanto a aspecto. Por ahora no ha sido presentada dinámicamente y Triumph todavía no ha querido desvelar todos sus secretos. Se sabe que está propulsada por un nuevo bicilíndrico en paralelo con cerca de 1.200 cc y refrigeración líquida. También conocemos que se ha preparado en dos versiones, una bautizada como Thruxton a secas y otra como Thruxton R, que incluye componentes de gama alta como una horquilla invertida Showa BPF, amortiguadores Öhlins y un equipo de frenos Brembo compuesto por discos delanteros de 320 mm, pinzas monobloque M50, bomba radial y latiguillos inextensibles. Otros aspectos reseñales de las Triumph Thruxton es que incorporan semimanillares, neumáticos Pirelli Diablo Rosso Corsa, control de tracción y varios modos de motor, además de un cigüeñal más ligero con respecto al de las Bonneville T 120, que demuestran sus aspiraciones más deportivas.

La Triumph Thruxton, tanto en su variante «normal», como en «R», es una moto con un encanto innegable. De acuerdo a declaraciones de su fabricante, combinan con maestría un comportamiento muy moderno, con un aspecto clásico. No hay dudas acerca de que estéticamente son muy atractivas y que poseen unos acabados exquisitos. Incluso antes de conocer sus precios y la cifra de potencia máxima, las Triumph Thruxton son motos que están siendo esperada por muchos y que durante la mencionada espera, están alimentado sus sueños.

Yamaha MT-10

Desde la desaparición de la Yamaha FZ1, Yamaha no contaba con una representante en el segmento de las supernaked. Pero ahora ya sabemos que eso es historia del pasado. Utilizando gran parte de la plataforma de la superbike Yamaha YZF-R1, la marca de Iwata ha desarrollado la nueva Yamaha MT-10, una moto que se ha erigido como una de las novedades más importantes, sino la que más, de la temporada 2016.

A la hora de desarrollar la Yamaha MT-10, en Yamaha no se han andado con limitaciones. A grandes rasgos, han cogido la Yamaha YZF-R1, la han desprovisto de semimanillares y carenado, y en sus lugares han montado un manillar alto y elementos propios de una supernaked. Hay quien piensa que el diseño de la Yamaha MT-10 es demasiado futurista e incluso un tanto galáctico, pero también es cierto que es muy llamativo y aporta frescura a su categoría. Lo que está claro es que su estampa es impactante y, como la Yamaha YZF-R1, debe de funcionar muy bien, con el característico tacto del tetracilíndrico «crossplane» y una electrónica muy avanzada y completa, que incluye hasta control de velocidad automático, algo con lo que no cuenta la superbike.

Su potencia se ha rebajado hasta 165 CV y monta bielas de acero (como la YZF-R1S que en un principio se ha preparado para Estados Unidos. Además, aunque aún no se ha declarado su peso, sabemos que una Yamaha YZF-R1 en orden de marcha pesa 200 kg, por lo que la Yamaha MT-10 debe rondar esa cifra, aunque sus llantas sean algo menos sofisticadas. Por estos motivos, se puede erigir como una de las supernaked más potentes y ligeras del mercado. Además, si utiliza chasis y basculante de YZF-R1, por comportamiento deberá situarse entre las mejores, pues su genética es realmente deportiva. Además, no dudamos de que se trate de una moto civilizada y agradable de utilizar, algo en lo que los japoneses son unos auténticos maestros.

Te puede interesar

Buenas expectativas para el Salón de la Moto de Madrid

Cómo aprobar el carné de moto

Las siete motos trail asfálticas más importantes de 2015

Te recomendamos

Como habrás podido comprobar por ti mismo ya tenemos aquí al frío, y que como cada añ...