Kawasaki Versys-X 300, prueba, ficha técnica y primeras impresiones

Kawasaki ha aumentado la saga Versys por abajo y ha puesto en escena una "pequeña" trail con atributos de moto de mayor cilindrada, tanto por apariencia, como por equipamiento. La verdad es que la nueva Versys-X 300 sorprende por su amplio radio de acción.
Víctor Gancedo. Fotos: Jaime de Diego/Kawasaki -
Kawasaki Versys-X 300, prueba, ficha técnica y primeras impresiones
Kawasaki Versys-X 300, prueba, ficha técnica y primeras impresiones

En la saga Versys de Kawasaki ahora podemos encontrar modelos para todas los bolsillos, gustos, edades y necesidades. A las conocidas Versys 650 y Versys 1000, desde hace poco podemos añadir la nueva Versys-X 300, una moto muy bien preparada y accesible al mismo tiempo.

La popular familia Kawasaki Versys ha crecido con la llegada de una “trescientos” fundamentada en el concepto “Any road, any time” (cualquier carretera en cualquier momento), y que viene a completar la nueva hornada de “pequeñas” trail que de un plumazo han creado un nuevo e interesante segmento. Y es que junto a ella también han llegado recientemente las inéditas Suzuki V-Strom 250,  BMW G 310 GS y Honda CRF250 Rally. Si es cierto que los precios de estas trail se elevan algo más de lo que se podría esperar y ya rondan e incluso superan los 6.000 euros, por lo que en este aspecto se mezclan ya con motos de mayor cilindrada. Sin embargo, la verdad es que son modelos que cuentan con un buen equipamiento y que permiten dar los primeros pasos dentro del amplio mundo de los viajes.

Kawasaki Versys-X 300, Bien parecida

La Versys-X es una moto muy aparente y dimensionada para su clase, y estos pueden ser los motivos por los que Kawasaki ha preferido obviar cuál es su cilindrada en los adhesivos que ha incluido en la carrocería. Sin embargo, su peso no es excesivo y según lo que hemos comprobado, es de 178 kg con los poco más de 18 litros que caben en su depósito. Gracias a estos y circulando a ritmos sosegados, no es difícil superar los 400 km de autonomía. También es cierto que sus prestaciones no son excesivas y el desarrollo final no es muy largo, por lo que mantener ritmos un poco vivos a los mandos de esta “Kawa” requiere que la llevemos con su bicilíndrico girando alto de revoluciones y, por tanto, los consumos medios pueden subir un poco. Para hacerse una idea de este tema, lo mejor es señalar que a la hora de mantener cruceros de 120 km/h en sexta el motor ya gira a 9.000 rpm. Aunque también es cierto que luego puede subir hasta más de 12.000 rpm y superar los 160 km/h reales, como ha demostrado en nuestra habitual sesión de prestaciones. Otra cosa que conviene citar es que cuando se exprime al máximo su rumorosidad es un tanto alta y también hacen acto de presencia las vibraciones, mientras que cuando se conduce con tranquilidad la suavidad predomina y no hay nada que desentone, con una caja de cambios que funciona con corrección y una maneta de embrague que se presiona con muy poco esfuerzo.

Con los cerca de 18 litros que caben en su depósito, con la Kawasaki Versys-X 300 se pueden llegar a recorrer 400 km

Otra cosa que llama mucho la atención es la capacidad de respuesta que ofrece el bicilíndrico de 296 cc desde muy bajo régimen, que le permite incluso salir desde parado con la sexta relación de cambio engranada. Luego comprobamos que su curva es muy plana y no es excesivamente rápido a la hora de subir de vueltas, pero se puede decir que el bicilíndrico es completo teniendo en cuenta que en el banco de potencia ha rendido 38 CV a 11.500 rpm y 2,4 kgm a 8.900 rpm, unos valores muy próximos a los declarados.

Publicidad

Kawasaki Versys-X 300, Espaciosa

Como buena Versys, esta Kawasaki es espaciosa y su acertada ergonomía hace que la conduzcamos con la parte de nuestro cuerpo erguida, adoptando una posición muy natural. Además dispone de una pantalla amplia y elevada, junto a cubremanos opcionales, por lo que nos podemos sentir muy resguardados tras su frontal. También su manillar ancho facilita las maniobras en ciudad y permite un buen control en carretera. Por otro lado su asiento de dos alturas es amplio y da cabida a dos personas adultas sin problemas. Si es verdad que su mullido es un poco duro, aspecto que se hace especialmente palpable cuando pasamos un tiempo largo sentados sobre él. Por otro lado, en Kawasaki lo han diseñado teniendo en cuenta a usuarios no excesivamente expertos, y por ello es muy ergonómico y estrecho en su parte delantera.ç

Para ser una trail de baja cilindrada, la Versys-X 300 es espaciosa y da cabida a dos personas adultas sin problemas

El cuadro de instrumentos es moderno y muy completo. Además de cuentarrevoluciones analógico, incorpora pantalla multifunción LCD, con indicadores de marcha engranada, termómetro ambiental, consumos, autonomía restante, etc. Como otras Kawasaki, incorpora indicador ECO (Economical Riding Indicator), que nos advierte si estamos practicando o no una conducción eficiente.

Publicidad

Robusta

El bastidor, de nuevo diseño, está fabricado en acero y su configuración es de espina central, utilizando el motor como un miembro del chasis, lo que contribuye a aumentar la rigidez y reducir el peso del conjunto. Por su parte, la suspensión delantera se confía a una horquilla telescópica de 41 mm de diámetro de barras y largo recorrido, y la trasera a un monoamortiguador regulable con sistema progresivo. Sin grandes alardes, las suspensiones cumplen en todos los terrenos, con unos tarados que apuestan más por el confort y que filtran bien las irregularidades del asfalto. En este sentido, es interesante destacar el uso de llantas de radios de 19” delante y 17” detrás, que reinciden en el concepto multiuso y acrecientan su capacidad aventurera. Por su parte, delante incorpora un disco de freno de 290 mm y detrás otro de 220 mm, dos elementos que cumplen con su misión y que se adaptan perfectamente a las variadas capacidades de esta “pequeña” trail.

Las suspensiones con recorridos considerables y las llantas de radios convierten a la Versys-X 300 en una moto multiuso y confirman su capacidad aventurera

Además, la Versys-X puede aumentar aún más su radio de acción gracias a la amplia oferta de accesorios originales disponible. Al respecto, Kawasaki ha preparado dos paquetes bautizados como Urban y Adventure que actualmente se encuentran de promoción si se incorporan el día de la compra de la moto. El primero incluye cubremanos, caballete central, baúl trasero y protector del depósito, y supone que el precio de las Versys-X sea de 6.194 euros. El segundo consta de cubremanos, caballete central, maletas y barras protectoras laterales, y hace que el precio total sea de 6.673 euros.

Conclusión

Para ser una “trescientos” de prestaciones discretas, la verdad es que esta Versys-X me ha sorprendido muy gratamente. Si no eres muy exigente, a sus mandos te puedes atrever prácticamente con todo. Por peso y facilidad de uso se adapta muy bien a un uso urbano, y por protección y amplitud no pone peros a la hora de enfrentarse a algún viaje. Además, su comportamiento es aceptable al forzar el ritmo en carreteras de curvas y por recorridos de suspensiones permite dejar el asfalto a un lado y disfrutar de paseos por pistas de tierra. Es una buena definición de trail, una moto válida para muchas cosas.

Publicidad

Galería relacionada

Kawasaki Versys-X 300 2017

Te recomendamos

Participa en nuestro sorteo y gana una de estas dos magníficas chaquetas de cuero Ind...

Como habrás podido comprobar por ti mismo ya tenemos aquí al frío, y que como cada añ...

Llegar más allá del trail y del enduro es posible gracias a las nuevas tecnologías....

Si estás pensando en hacer un viaje con tu moto, Bridgestone ofrece una amplia gama d...