¿Cuántas rpm debe tener una moto?

El motor de una motocicleta suele trabajar a unas 1.500 rpm cuando se encuentra al ralentí.

Las rpm de una moto dependen del modelo. Fuente: iStock/Filippo Carlot
Las rpm de una moto dependen del modelo. Fuente: iStock/Filippo Carlot

Una de las preguntas que suelen hacerse los propietarios de una moto es cuáles son las rpm que debe tener, es decir, a las revoluciones por minuto que ha de trabajar su motor para que lo haga de una manera óptima. 

Con el tiempo, cuando comienza a conocerse mejor la propia máquina, no es algo de lo que se suelen preocupar, ya que los hay que prefieren llevarla un poco más revolucionada de la cuenta, mientras que otros prefieren un nivel de revoluciones más bajo de lo habitual porque se adecúa mejor a su modo de rodar.

Las rpm de una moto al ralentí

El mejor modo de comprobar cuáles son las revoluciones por minuto a las que trabaja un motor cuando la moto no está en marcha es dejandola al ralentí y observar en qué parámetros se mantiene. En este sentido, los conductores habituales de coches que acaban de desembarcar en el mundo de las motos han de saber que el ralentí de estas es más elevado en rpm, ya que el motor que llevan es diferente.

Pero ¿qué son las revoluciones por minuto?

Este término es algo del que se lee hasta la saciedad, pero que muchos moteros no entienden realmente a qué se refiere. Pues bien, las rpm son las veces que durante un minuto gira el cigüeñal del motor por los movimientos continuos de los pistones, lo que da una buena muestra de los ritmos a los que trabaja un motor de combustión.

No en vano, las revoluciones a las que se mueve el motor al ralentí suelen ser de unas 1.500, cifra que suele ser bastante común a cualquier moto.

Cuando la moto está parada pero arrancada, se encuentra en régimen de ralenti. Fuente: iStock/pick-uppath
Cuando la moto está parada pero arrancada, se encuentra en régimen de ralenti. Fuente: iStock/pick-uppath

Las rpm suben

Cuando la moto se va calentando, las rpm suben incluso estando al ralentí. Y claro está, cuando se conduce con cada una de las marchas, van subiendo y bajando dependiendo con la que se esté conduciendo. Por ejemplo, si la moto rueda en tercera y las rpm suben por encima de lo que suele ser normal en ella (notaremos cómo se revoluciona el motor y hace más ruido), será el momento de meter una marcha más larga para liberarlo y que, instantáneamente, las rpm dismuyan. De igual modo, si el marcador apunta que estas están cayendo y a la moto le cuesta coger velocidad, será el momento de bajar de marcha y conseguir así que el motor se revolucione.

Estos rangos suelen depender tanto del modo de conducción como del modelo de la moto, pero bien podrían situarse entre 3.500-4.500 y 5.500-6.500. No obstante, hay motos deportivas que superan las 10.000 rpm, con lo que es importante atender a las instrucciones del propio fabricante, ya que es el que mejor conoce las prestaciones de su creación.

Sea como fuere, lo que sí puede hacer el usuario es ajustar el ralentí para que trabaje con mayor o menor dinamismo cuando la máquina está parada. Para ello solo necesitará un destornillador y manejar hacia un lado u otro el tornillo que lo regula.

Archivado en:

Régimen de ralentí adecuado en tu moto

Relacionado

Régimen de ralentí adecuado en tu moto

Mantenimiento moto: régimen de ralentí

Relacionado

Mantenimiento moto: régimen de ralentí

Revoluciones por minuto y WorldSBK

Relacionado

Revoluciones por minuto y WorldSBK

Los mejores vídeos