¿Es posible hacer un circuito de motocross en un terreno privado?

Existen algunos posibles impdimentos que el dueño de la propiedad deberá tener en cuenta antes de la construcción

Moto de motocross. Fuente: iStock/Skyak
Moto de motocross. Fuente: iStock/Skyak

Uno de los sueños de cualquier aficionado al motocross es disponer de un circuito propio en un terreno privado donde disfrutar de su mayor pasión. Algo así como el Pastranaland que Travis Pastrana tiene en su propiedad.

Lo cierto es que no es necesario que todo sea tan a lo grande, sino que con una pista donde dar rienda suelta a las habilidades sobre la moto de cross será suficiente. Pero ¿se puede construir sin necesidad de pedir permisos? ¿Qué impedimentos se puede encontrar el propietario del terreno? ¿Cómo debe ser ese circuito?

Información en el ayuntamiento

Aunque se trate de una propiedad privada y cada cual puede hacer lo que desee en sus terrenos, no está de más acercarse al ayuntamiento o al órgano provincial que se encargue de estos menesteres y preguntar por la posibilidad de llevar a cabo la obra.

Hay que tener en cuenta que la propiedad privada puede estar dentro de una zona protegida en la que no se pueda construir o que sea considerada como finca rústica, con lo que ello supone para su explotación.

Además, hay que preguntar por los permisos que serían necesarios en caso de realizar el trazado. Por ejemplo, si va a ser necesaria una salida y entrada de carruajes cargando arena, si se van a producir ruidos y la propiedad está cerca de una población…

Problemas con los vecinos

De hecho, uno de los principales impedimentos que se pueden encontrar una vez que se realiza un circuito en un terreno privado es que este tenga vecinos cerca que se puedan quejar por los elevados niveles de ruido o por el polvo o suciedad que se genere. Y no cabe duda de que en la mayor parte de los casos, su bienestar primará sobre la afición del dueño del circuito. Así pues, lo mejor es consultar si se puede y cómo se puede hacer.

Piloto de motocross. Fuente: iStock/takoburito
Piloto de motocross. Fuente: iStock/takoburito

Todo en orden, adelante con el circuito

Una vez que el propietario del terreno se ha cerciorado de que puede construir su propio circuito de motocross, es el momento de ponerse manos a la obra. Y lo primero que hay que diseñar es el trazado. En ocasiones se pueden utilizar los caminos que hay dentro de la propiedad, y otras habrá que crearlo desde cero. 

En ese momento hay que pensar qué tipo de circuito se quiere realizar: si corto o largo, si de entrenamiento o uno en el que se puedan hacer carreras, con mayor o menor dificultad. Dependerá de los gustos del dueño, pero ha de estar seguro de que sea lo que más va a disfrutar. En cuanto a los elementos que “debe” contener, hay que señalar los siguientes consejos:

  • No es conveniente que tenga mucha arena, ya que se puede hacer lento y pesado al tiempo que se crearán más baches.
  • En caso de que sea al contrario, que haya demasiada piedra, será necesario conseguir arena.
  • En cuanto a la longitud, lo ideal es que ronde el kilómetro y medio, pero dependerá del terreno disponible.
  • La anchura de la pista debe ser suficiente como para que varias motos pueda recorrerla simultáneamente sin peligro.
  • No pueden faltar curvas, saltos y demás elementos que deben ajustarse a la capacidad del piloto que lo vaya  a recorrer con asiduidad. 
  • También será recomendable tener un método de riego cercano.

Archivado en:

Stefan Everts

Relacionado

Algunos de los nombres propios de la historia del Mundial de Motocross

Fortalecer cada antebrazo es esencial para practicar motocross. Fuente: iStock/Eugene_Onischenko

Relacionado

¿Por qué hay que fortalecer el antebrazo para practicar motocross o enduro?

Los juegos de motocross consiguen ofrecer espectaculares sensaciones. Fuente: iStock/skynesher.

Relacionado

Los juegos de motocross más adictivos

Los mejores vídeos