Garelli, la marca de las motocicletas con aires vintage

La marca fue fundada en la década de los años 20 por el ingeniero Adalberto Garelli.

Moto de la marca Garelli aparcada entre otras de estilo vintage. Fuente: iStock / JuergenBosse
Moto de la marca Garelli aparcada entre otras de estilo vintage. Fuente: iStock / JuergenBosse

Todos aquellos amantes de la velocidad y la estética vintage a partes iguales seguro que en algún momento han soñado con hacerse con un modelo de motocicleta que cumpliese con estas dos premisas. Y una de las marcas que puede hacer una realidad de ese sueño es la italiana Garelli, la empresa italiana fabricante de motocicletas con su inconfundible aire retro y que fue fundada a comienzos de la década de los años 20 por Adalberto Garelli.

Su fundador

Apenas tenía 30 años cuando Adalberto Garelli, el alma mater de esta marca, se graduó en ingeniería. Tras acabar sus estudios, dedicó parte de su tiempo a desarrollar y perfeccionar todo tipo de motores de dos tiempos para una de las empresas italianas más destacadas del sector del motor a nivel internacional, Fiat. Un trabajo que desempeñó hasta el año 1911, casi a la vez que esta matriz fue perdiendo su interés por desarrollar modelos de motocicletas que tuvieran este tipo de motor de dos tiempos. La idea de negocio por la que entonces apostó Fiat fue por un diseño de un motor propio de 350 centímetros cúbicos

Al mismo tiempo, su antiguo ingeniero siguió desarrollando su perfil profesional para otros fabricantes de motocicletas entre los años 1914 y 1918. Eso sin olvidar su empeño personal fuera de sus horas de trabajo. Una pasión que hizo que en aquellos años ganara una competición organizada por el ejército italiano y que consistía en el diseño de una motocicleta que llevaba el mismo motor que Adalberto había creado.

Las Garelli

Fue ya a partir del año 1919 cuando las motocicletas que llevaban impreso este nombre empezaron a hacerse conocidas gracias a sus triunfos. Así, ese año, este ingeniero italiano dio vida a un modelo de 350 cc que batió un récord de larga distancia entre las ciudades de Milán y Nápoles. Una máquina de la ingeniería que pilotaba Ettore Girardi y que cubrió los 840 kilómetros entre esos dos puntos a una media de 38,29 km/h. 

Esta hazaña hizo que corredores nacionales de la época como Tazio Nuvolari y Achille Varzi se fijaran en las motocicletas Garelli para disputar carreras de motos, lo que hizo que esta nueva marca se afianzara en el sector sobre todo gracias a la presencia su modelo estrella, la Garelli 350 que estuvo en producción hasta el año 1926. 

El paso de los años

Tras la contienda bélica de la II Guerra Mundial, esta empresa italiana (que también se había encargado de fabricar motocicletas para el ejército de su país) se centró más en el diseño y producción de motos con una menor cilindrada y con micromotores y ciclomotores que tenían como destino el resto de países del mercado europeo. 

 Bicicleta con motor de la marca Garelli. Fuente: iStock / ermess
 Bicicleta con motor de la marca Garelli. Fuente: iStock / ermess .

Ya en pleno siglo XX, en la década de los años 80, la gloria deportiva regresó a la marca Garelli ya que sus motos fueron protagonistas de seis campeonatos del mundo consecutivos en el Campeonato del Mundo de Motociclismo en la categoría de 125 cc. Por ejemplo, el piloto más laureado de España, Ángel Nieto ganó con esta marca tres campeonatos en los años 1982, 1983 y 1984, mientras que las otras tres victorias fueron protagonizadas por Fausto Gresini y Luca Cadalora.

Actualmente, la compañía es propiedad de la sociedad NUOVA GARELLI S.p.A., controlada por Finsec srl, el grupo de empresas de Paolo Berlusconi, hermano del conocido Silvio Berlusconi

Archivado en:

El retorno de Garelli

Relacionado

El retorno de Garelli

Pirelli se convierte en una empresa china

Relacionado

Pirelli se convierte en una empresa china

Fiat patrocinador de Yamaha

Relacionado

Fiat patrocinador de Yamaha

Los mejores vídeos