Jorge Prado: "he minimizado los riesgos, pero aun así me he contagiado sin saber cómo"

Ni si quiera un atleta profesional en plena forma, como lo es Jorge Prado, se ha librado de ser contagiado por el coronavirus, que le impedirá correr en lo que resta de certamen de MXGP. El español cuenta su experiencia.

MOTOCICLISMO

Jorge Prado
Jorge Prado

La situación dibuja un cuadro dantesco pero verídico. Jorge y su novia viven aislados en el piso; su madre, también contagiada, permanece confinada en el salón; el padre y la hermana atienden a los "pacientes" con todas las precauciones, llevando la comida a un lado y a otro. Por suerte, ninguno de ellos se encuentra realmente mal, pero su casa de Lommel ha pasado a ser uno de esos focos de infección y de atención que antes solo veían en los informativos. 

Hablamos, cómo no, del piloto español de motocross Jorge Prado, a quien hace diez días le notificaban haber dado positivo por COVID-19. Justo antes de la tercera y última prueba del Mundial en Lommel, justo después de haberse llevado el triunfo en las misma arena belga. El lucense nos cuenta con sus propias palabras cómo está viviendo esta situación.

El positivo

Jorge se encuentra bien"He mejorado mucho, ya puedo respirar hondo sin problemas, antes sí que notaba que me costaba coger aire sin toser, pero ahora estoy bien y voy recuperando el olfato y el gusto". Todo había empezado a su llegada a Bélgica, donde se encontró mal el primer fin de semana y corrió la carrera con lo que él pensaba que era un simple catarro. El miércoles, para la segunda cita en la arena belga, el resfriado no había desaparecido y volvió a encontrarse débil: "Me costaba respirar y tuve que hacer un gran esfuerzo porque llevaba las pulsaciones muy altas, realmente lo pasé muy mal". Aun así ese sufrimiento le llevó a lo más alto del podio.

Estábamos hablando, llegó la llamada y todos se alejaron de mí. Te sientes como un apestado

Y después llegó el positivo... "El jueves me fui recuperando -explica Jorge- y el viernes fuimos a entrenar para poner a punto la moto. Estaba contento porque habíamos hecho un buen trabajo y yo me encontraba muy bien, la cosa pintaba bien para el domingo. Pero de repente llegó la noticia del positivo, yo no entendía nada, era algo surrealista, una situación fuera de mi control. Estábamos hablando, llegó la llamada y todos se alejaron de mí. Te sientes como un apestado".

A continuación y después de entrar en cuarentena, Prado se sometió a una nueva prueba en la que volvió a dar positivo y acudió a varios médicos para analizar su situación: "Yo pensaba que podría correr en Arco y esperaba que la PCR diera negativa, pero tanto el neumólogo como mi médico deportivo dijeron que esto no era una broma y que me olvidara de correr. Una infección pulmonar te puede dejar importantes secuelas y un atleta de alta competición necesita el cien por cien de sus pulmones, así que no tenía sentido arriesgar porque todavía me cansaba mucho, me costaba algo respirar y tenía las defensas bajas".

Jorge Prado
Jorge Prado (Foto: KTM/Ray Archer)

Ahora que ha vivido el Covid en sus carnes y en las de su familia, el de KTM tiene claro qué mensaje transmitir a la gente"Que se lo tomen muy en serio y se conciencien de que esto va en serio. Yo soy atleta profesional y he minimizado los riesgos de contagio y aun así me he contagiado sin saber cómo. Es una enfermedad extraña, en casa cada uno hemos tenido unos síntomas distintos, pero está claro que es fácil contagiar y ser contagiado y no puedes tomar a broma una enfermedad de la que puedes morir".

Adiós al campeonato

En el aspecto psicológico el palo fue mucho mayor. Deportivamente Jorge estaba en el momento más dulce del año. Había arrasado en España, no se bajaba del podio y le tenía tomada la medida a la categoría: "Tengo totalmente la sensación de haber dejado algo a medias. Estaba muy bien de forma, tenía la moto puesta a punto y creo que podía haber ganado varias carreras más. Siento que he perdido una oportunidad, quizás no de ser primero, que iba a ser muy complicado, pero sí de asegurar el segundo puesto y meter presión a Gajser".

El dorsal 61 también explica su estado de gracia: "creo que Gajser y yo estábamos un paso por encima. Ha sido un año muy complicado, pero en constante progresión. Viniendo de varias lesiones hemos andado un camino muy duro avanzando poco a poco hacia los objetivos, primero el Top 10, después el Top 5, luego el podio, la primera victoria, la primera manga, el doblete... Siempre progresando".

Me ha pasado de todo, fracturas de fémur, de clavícula, problemas mecánicos, penalización injusta y ahora Covid, peor es imposible.

Sin duda, en su debut en la máxima categoría del motocross mundial el español está aprendiendo a sobreponerse a las adversidades, que llegaron incluso antes de empezar la temporada. "Me ha pasado de todo, fracturas de fémur, de clavícula, problemas mecánicos, penalización injusta y ahora Covid, peor es imposible. Por eso me ilusiona el nuevo año, porque sé que no pueden volver a juntarse tantas cosas malas".

Pese a todo, Prado ha tenido también momentos muy positivos: "me quedo con esas cuatro victorias en grandes premios. Aunque una no haya contado, para mí es una victoria porque yo sé que he ganado en la pista. Y siempre recordaré esa victoria con doblete en el Gran Premio de España, sin duda ha sido el mejor momento del año. Correr en tu país, por primera vez en MXGP, y hacer doblete es lo máximo. Siempre corres con presión para no defraudar en tu país y si el resultado es así, eres feliz. Eso sí, sin público no es lo mismo, así que espero repetir experiencia en 2021 con aquello lleno de aficionados"

jorge prado
Jorge Prado (Foto: KTM/Ray Archer)

Un Gran Premio en casa que también hizo aflorar en Jorge cierto sentimiento de añoranza: "realmente estoy acostumbrado desde pequeño a vivir de acá para allá, pero claro que lo echo de menos. Aunque siempre tengo contacto con la familia y los amigos y tengo patrocinadores como Torre de Núñez, que son de Lugo, me mandan jamón y me hacen sentirme siempre cerca de mi tierra".

Un tierra suya, la gallega, en la que se está iniciando un proyecto para la creación del circuito Jorge Prado cerca de su ciudad natal"Sí y me hace mucha ilusión -dice Jorge- Es mi tierra, es donde empecé a montar en moto y es una forma de dar una oportunidad para que nuevos aficionados puedan practicar este deporte, que no siempre es fácil."

Cuando el domingo termine el campeonato del mundo, la clasificación negará a Jorge Prado los méritos acreditados, pero los aficionados y el paddock en general saben muy bien que el lucense ha hecho una gran temporada, que en su primer año, a pesar de tanto contratiempo, ha alcanzado el máximo nivel y ha hecho sonar el himno español en cuatro ocasiones. En una de ellas después hubo que repetir ceremonia porque una reclamación le hizo perder el galardón. Una situación que a él le pareció injusta y que abrió cierto debate sobre la seguridad"Ya he dicho que para mí fue una victoria más y prefiero no entrar en polémicas. Lo que tenemos que sacar de situaciones como estas es que debemos trabajar más por la seguridad, tanto en el tema de los banderas, como en la preparación de las pistas y algunas cosas más."

Me ha gustado formato de este año, con tres carreras en un mismo circuito y toda la acción en un día, aunque he echado de menos al público.

El de KTM también expresa su opinión sobre el formato especial que se ha puesto en marcha este año."Pues me ha gustado. Me gusta lo de correr tres carreras en el mismo circuito porque vas mejorando y aprendiendo cada día y es cómodo para los equipos. También me gusta el formato de competición concentrada en el domingo porque evitas el esfuerzo y el riesgo del sábado para nada. Lo único que no me gusta es correr sin público. Sin ambiente y sin apoyo falta motivación e incluso te pones más nervioso. Además pierde mucha gracia."

"En cuanto a mis rivales, -sigue hablando Prado-, Gajser ha estado muy fuerte en este final de temporada. Herlings también lo estuvo al principio. Realmente no he llegado a medirme con él estando los dos en condiciones óptimas, no sé que hubiera pasado...Quizás me hubiera ganado él en Lommel, pero yo en Madrid. Veremos el año próximo."

Sí, será en 2021 un año que Prado y el resto del mundo esperan que sea totalmente distinto a este 2020. Una nueva temporada para la que pronto empezará a prepararse el gallego. Primero unos días de descanso y gestiones en su casa de Roma, después algunos días en España y la dura preparación física previa al regreso a la pista: "Espero tener una buena temporada sin contratiempos, alcanzar un buen nivel y poder luchar por el título. Sé que va a hacer falta mucho trabajo y entrenar muy duro, pero estoy preparado. Eso sí, por encima de todo espero que sea un año sin Covid." Lo dice alguien a quien la pandemia ha maltratado de forma cruel, aunque solo sea en lo deportivo.

Archivado en:

Jorge Prado

Relacionado

Jorge Prado se pierde el Gran Premio de Lommel de MXGP al dar positivo por COVID-19

Jorge Prado

Relacionado

Victoria de Jorge Prado en el MXGP de Lommel

Los mejores vídeos