Probamos la enduro más popular de Sherco con Lorenzo Santolino

La renovada Sherco SEF 300 Factory 2021 es una de las motos de enduro más populares y mejor equipadas de la marca francesa. La probamos en compañía del piloto Lorenzo Santolino.

Santi Ayala. Fotos: Pedro Klak. Colabora: Lorenzo Santolino

Probamos la enduro más popular de Sherco con Lorenzo Santolino
Probamos la enduro más popular de Sherco con Lorenzo Santolino

La marca gala presenta una completa gama de enduro puesta al día en sus versiones 2021, que incluye sus siete motorizaciones (125, 250, 300 en 2T / 250, 300, 450 y 500 en 4T) y dos niveles de acabado, Factory y Racing.

Sherco sigue en su ánimo de sembrar bien para recoger una buena cosecha en las ventas de sus modelos de enduro SE. Crecimiento continuo en este segmento, ahora la base de la empresa, que muestra su buen hacer y su acertada política en el diseño de sus modelos.

Probamos la enduro más popular de Sherco con Lorenzo Santolino
Sherco SEF 300 Factory 2021

Atrás quedó aquél tiempo en el que Sherco no trabajaba mucho su imagen de marca, o no se preocupaba demasiado del diseño estético, de la apariencia de sus motos o de disponer de los mejores componentes posibles en la parte ciclo. La gama de enduro SE 2021 cuida los detalles y ha sido mejorada en elementos de parte ciclo y de motor.

Dos gamas

La doble opción de compra caracteriza a Sherco que ofrece dos gamas distintas. La de acceso, denominada Racing, con suspensiones WP (horquilla Xplor con regulación de precarga de muelle), con escapes/silenciosos propios de marca blanca, y con un equipamiento menos prolífico.

La otra pata de la gama SE de enduro es el acabado Factory, con suspensión Kayaba (horquilla de 48 mm/amortiguador de 50 mm), escape FMF en las 2T y Akrapovic en las 4T, cubrecárter AXP, funda de asiento Selle dalla Valle, disco delantero Galfer Wave, vaso de expansión, electroventilador, protector del manillar Neken

Probamos la enduro más popular de Sherco con Lorenzo Santolino
Sherco SEF 300 Factory 2021

Para 2021 se unifica el diseño gráfico pues ambas series comparten los mismos adhesivos. La Racing llevará los protectores del chasis, los puños y la funda de asiento en negro y la Factory tiene esos elementos en color azul -los puños son nuevos, de doble compuesto, más blandos y confortables-.

La SEF 300 es la estrella de la gama Sherco en cuanto a ventas

El color azul aparece en mayor medida pues los guardabarros, delantero y trasero, cambian el blanco precedente por el azul. Las llantas siguen siendo Excel, y en 2021 son negras -antes azules-. Todas las SE ´21 montan un nuevo pedal de freno trasero -más recogido, que evita golpearlo- así como un muelle de mayor diámetro (mejor retorno). No hay cambio para el calzado en esta serie ´21 pues siguen siendo neumáticos Michelin, en modelo Enduro Medium (ahora en medida única 140 detrás para todas, pues antes la 125 llevaba 120).

Motor mejorado

Con su 300 4T de enduro, la estrella de su gama, Sherco es con la que más poder va ganando en el mercado. Una moto bien valorada entre el público que destacada por su chasis estable y por un motor con recursos y empuje sólido. Además, recibe buenas mejoras en su versión 2021 en el motor, de las que más cambian pues otras rivales apenas cuentan con modificaciones estéticas.

Así, en esta SEF 300 la cámara de combustión ha sido rediseñada para rebajar la compresión haciendo la respuesta mecánica más suave. Ello se complementa con que los árboles de levas, tanto de admisión como de escape, cambian su perfil para mejorar el rendimiento del motor, más eficiente y potente en altas revoluciones.

Probamos la enduro más popular de Sherco con Lorenzo Santolino
Horquilla Kayaba y tijas mecanizadas Neken

Mejoras llegan también a la mecánica con la actualización en el cojinete de agujas de la biela de tipo liso -reduce el sonido del motor, gana potencia en alta y alarga su vida-. Los balancines tienen un eje de menor grosor -reducción de peso- aunque mantienen el mismo diseño que en 2020.

El mapa del motor se ha revisado para adaptarlo al escape Akrapovic y el resto de cambios internos

El mecanizado de los cárteres motor ha sido revisado, adaptándolo a la nueva biela, reduce así el calentamiento del propulsor, mejorando la circulación del aceite y disipando la tendencia del motor a querer pararse girando a pocas vueltas.

En el acabado Factory, tope de gama, se monta un conjunto de escape Akrapovic completamente renovado -se distingue, visualmente, por el menor tamaño del silencioso y por la forma de la cámara de expansión, más compacta-. La cartografía de los mapas motor se ha revisado para actualizar a los renovados elementos como el escape Akrapovic, la biela, la culata…

Interesante, aunque no afecta en el rendimiento de la moto, es que la SEF 300 incorpora, como dotación de seguridad, en carrera o en el monte, un sensor de caída que hace que el motor se pare automáticamente cuando el mecanismo detecta la moto en una posición determinada, inclinada, tumbada o volcada.

Confianza

Para esta prueba hemos tenido el placer de contar con el piloto salmantino Lorenzo Santolino, protagonista de la espectacular sesión de fotos. El primer detalle de mejora en esta moto lo tenemos justo al arrancar el motor pues la puesta en marcha engancha a la primera -en la ‘20 le costaba un poquillo más-. En marcha el sonido de la moto se aprecia distinto, como con mucho menos ruido mecánico, como si hubiese mejor ajuste de los componentes, y gracias los elementos nuevos montados. Transmite el motor como más confianza en él en cuanto a su fiabilidad y robustez.

Probamos la enduro más popular de Sherco con Lorenzo Santolino
Sherco SEF 300 Factory 2021

Aunque también, claramente, influye la nueva línea de escape Akrapovic, que aporta un sonido más metálico a la par que de mayor solidez. A la vista en esta moto percibo mejor calidad, parece mejor montada, y ya no se ven detalles que no agraden visualmente.

Dinámicamente los cambios en la SEF 300 se dejan notar especialmente en el sentir del motor más lleno a bajas vueltas y en una mayor facilidad de manejo de la mecánica. Al estilo del enduro actual en el que las prestaciones puras de potencia máxima no priman tanto en el conjunto como sí el poder tener un buen aprovechamiento de los caballos.

Quizás por eso parezca que arriba de vueltas no rompe tanto como la 2020, no pega tanta patada, aunque eso podría deberse a cierta falta de rodaje -la moto nos ha llegado a estreno y aunque la hemos rodado seguro necesita más tiempo para soltarse del todo-. De todos modos esta 300 responde como una mecánica que tiene como virtud el rendir bien alto de vueltas, es de las que incita a darle chicha y a sacar todo lo que lleva dentro.

Las dos curvas disponibles tienen matices perceptibles en cuanto a respuesta del motor

Es un motor de los que cunden, que tracciona muy bien y sale lineal desde abajo hasta llegar a donde le gusta más que es girando en alto régimen. Las dos curvas disponibles tienen matices perceptibles en cuanto a respuesta del motor se refiere, con más o con algo menos de picante, curvas que se acaban agradeciendo y no son mero accesorio inútil. Trialeando va bien, gracias al desarrollo corto de cambio, y al buen hacer del motor con su par extra y mejores bajos de esta edición ´21.

Eso sí, aunque ya no lo hace tanto como antes, y resulta mucho menos perceptible, todavía tiene querencia a calarse a pocas vueltas. El desarrollo de cambio es corto, propio de un motor pequeño, para hacerlo eficaz, aunque tiene la contra de que en pista la sexta nos pide ir altos de vueltas para tener velocidad -parece que duele llevar un propulsor arriba de prestaciones, máxime si es en tiempo mantenido-. Buen trabajo de un embrague que, aún siendo directo, sujeta bien el motor y permite un control óptimo en todo momento.

Estabilidad

La parte ciclo sigue teniendo un aplomo exagerado, con una gran confianza para el piloto. A lo que se suma en esta Factory la suspensión KYB de primera línea, con calidad, aunque de tarado algo duro y cansino para el piloto aficionado. Esta suspensión, de reglaje deportivo, pide ir deprisa y renuncia a tener mucho confort -para eso está la otra variante Racing, con suspensión WP-.

Probamos la enduro más popular de Sherco con Lorenzo Santolino
El motor recibe el añadido de un conjunto de escape Akrapovic

Se mantiene el sentir al pilotar de marcar bien con el cuerpo la entrada de la curva con esta moto y ella se encarga luego de dibujarla-. Y sigue destacando el ver las barras de la horquilla tan subidas en la tija, en aras de ganar agilidad -va tan sobrada de estabilidad que hay que buscar rapidez en los movimientos de zigzagueo-.

La frenada es muy buena en ambos ejes con los discos Galfer y las pinzas Brembo

La posición de conducción es buena, ya lo era antes, aunque el asiento sigue quedando algo curvo y cuesta encontrar el punto ideal -mejor, más plano-. La funda de asiento Selle dalla Valle sujeta muy bien y da solidez al conjunto. Por fin se ha modificado el pedal de freno trasero, ahora más recogido y menos expuesto a golpes y a doblarlo -antes había demasiado espacio respecto al motor y era habitual dañarlo-.

Bien el nuevo muelle del pedal que nos da un retorno más veloz y que también reporta buen tacto. La frenada es muy buena en ambos ejes con los discos Galfer y las pinzas Brembo. A mejorar seguimos anotando el acceso farragoso, para lo que se estila actualmente, a la batería -bajo el filtro-. Y me gustaría disponer de un cambio del filtro del aire más sencillo, o quizás más rápido, con algo más de espacio para meter la mano.

Probamos la enduro más popular de Sherco con Lorenzo Santolino
Sherco SEF 300 Factory 2021

Por último, el radio de giro sigue quedando corto, aunque os recuerdo, que se puede ganar algo quitando los en los tornillos de tope de serie, las tuercas que llevan para reemplazarlas por arandelas, quedando así más adentro y ganando unos milímetros importantes.

Hay paso importante en esta moto que busca mantener su posición dominante entre las 300 4T y las 350 rivales de enduro.

Conclusión

En su empeño de ser moto de referencia en su clase la SEF 300 2021 gana enteros. La moto que más novedades recibe entre las rivales da paso al frente sólido para encontrar más fieles. Cada  vez con menos puntos criticables y con más favorables. Y con un chasis que regala confianza a espuertas.

Probamos la enduro más popular de Sherco con Lorenzo Santolino
Lorenzo Santolino, piloto de Sherco en enduro primero y ahora en raids, colaborador de MOTO VERDE en esta prueba.

Valoración

Lo mejor:
  •  

    Estabilidad y aplomo

  •  

    Suspensión sólida

  •  

    Calidad mejorada

Mejorable:
  •  

    Accesibilidad de la batería

  •  

    Roces adhesivos

  •  

    Radio de giro corto

 

 

Sherco SEF 300 Factory 2021

Galería relacionada

Fotos prueba Sherco SEF 300 Factory 2021

Archivado en:

GasGas DSC 4106

Relacionado

GASGAS EC 2021. Primera prueba de las nuevas enduro de la marca

Comparativa enduro 2T vs 4T: KTM 250 EXC TPI vs KTM 250 EXCF 2021

Relacionado

Comparativa enduro 2T vs 4T: KTM 250 EXC TPI vs KTM 250 EXCF 2021

Nuestros destacados