Kawasaki ER-6N

Presentación de la renovada Kawasaki ER-6 naked. Kawasaki ha vendido en dos años más de 22.000 unidades de ER-6N en todo el mundo. La versión 2009 representa un interesante rejuvenecimiento para una moto que seguirá siendo toda una superventas...
Pere Casas / Fotos: Kawasaki -
Kawasaki ER-6N
Kawasaki ER-6N

Kawasaki ha encontrado un gran éxito en la ER-6N, ya que responde a las necesidades del motociclista medio urbano occidental. Es una moto utilitaria pero moderna y a buen precio, y ahora la mejora aún más para 2009. Ya sabes que esta «N» hace pareja con la ER-6F, su versión carenada, pero demostrando la importancia que este modelo tiene para la marca, Kawasaki nos ha presentado ya en Mallorca la «naked», dejando para la versión carenada una presentación mundial que se producirá en unos meses.

La ER-6 ha representado la «buena cara» de Kawasaki, y no me refiero sólo a su éxito comercial, sino que como me contaba su «project leader» -ver recuadro adjunto- ha sido un modelo que ha abierto las puertas de la marca a muchos nuevos compradores. Para 2009 el objetivo de la marca de Akashi está claro: llevar a la ER-6 a un nuevo nivel en su diseño estético, que le dé un aspecto de moto más consistente y madura, pero que al mismo tiempo atraiga asimismo a un público joven o debutante. ¿Cómo?

Por un lado, Kajio-san ha mantenido voluntariamente el mismo estilo moderno pero lúcido del modelo anterior, y ha puesto mucha mayor atención a los detalles estéticos, en particular en los equipamientos eléctricos -cuadro de luces, faro, intermitentes, piloto posterior-, y al cincelado de su carrocería y asiento, que le dan un aspecto más compacto y musculoso. Sin embargo, las evidentes mejoras externas han venido acompañadas de ciertos toques en la parte ciclo que mejoran aún más su ya famosa manejabilidad, su facilidad de conducción y su estabilidad, y por unas acertadas modificaciones de detalle en la respuesta de su motor en bajos y medios regímenes que lo hacen todavía más eficaz.

Menos vibraciones

He tenido la suerte de disponer durante casi un mes de una ER-6N del anterior modelo -la he utilizado para «retratar» algunos capítulos de nuestra serie «Conducción Segura» MOTOCICLISMO - y me la he aprendido bien. Pero más allá de que su aspecto sea ahora claramente más atractivo, la nueva ER-6N «es la misma moto» que antes, y esto es decir mucho, en realidad todo, a su favor. Hay algunas diferencias de detalle en positivo. El nuevo diseño de las manetas deja de colocar los retrovisores -ahora tipo Z750- de modo asimétrico. El asiento es algo más bajo, y el manillar parece quedar algo más cerca. Las asas posteriores son ahora más útiles.

El estárter simplifica el arranque, ya no eleva tanto el ralentí, y asegura que el catalizador alcance la temperatura óptima en poco tiempo. Hay cuatro ganchos para amarrar el equipaje, y bajo el asiento cabe un antirrobo. Las punteras del reglaje de la cadena parecen más sólidas. Los intermitentes también funcionan como luces de emergencia... Pero también hay algunos puntos negativos, como que aunque el nuevo cuadro de instrumentos sea mucho más bonito, el cuentavueltas resulte ahora casi ilegible...

No obstante, otras novedades son realmente importantes y efectivas, y sólo por ellas ya vale la pena apostar por este nuevo modelo: la suspensión delantera es netamente más firme -y más en la versión ABS- y la moto ya no queda tan amorrada cuando tiras de frenos para entrar en curva. La Kawasaki parece igualmente más ágil en ellas al ser ligeramente más corta, y la respuesta del motor por debajo de las 4.000 rpm parece haber aprendido de la inyección de su hermana Versys, puesto que es ahora más consistente y rápida. Por otro lado, buena parte de las modificaciones recibidas en la parte ciclo estarían destinadas a evitar las vibraciones inherentes, por mucho que mantenga el eje de equilibrado, a un dos cilindros en paralelo calado a 180 grados. El motor se ancla ahora mediante silent-blocks.

El manillar también tiene soportes de goma que reducen las vibraciones transmitidas a los puños y a los retrovisores, y los estribos del piloto y del pasajero montan un recubrimiento de goma para reducir aún más las vibraciones. ¿Es ahora la ER-6R una moto que gira tan suave como una cuatro cilindros? Aunque ello le daría mayor empaque y pedigrí, -¡y un precio también bastante más alto!-, lo cierto es que su motor sigue transmitiendo una particular pulsación bicilíndrica abajo, que va con él desde su uso en las famosas GPZ, y al conductor siguen llegándole ciertas vibraciones a través del asiento y en particular a la estribera izquierda a partir de las 7.000 rpm, pero afortunadamente, ya sin causar hormigueos molestos al cabo de los kilómetros...

Madura y atractiva

La ER-6N, como la anterior pero siendo todavía mejor, no es sólo «una moto que va bien», algo que podría definir el comportamiento de un vehículo simplemente utilitario. Al contrario. Es una de las mejores oportunidades actuales para el motociclista medio de encontrar una moto útil, fácil, divertida, eficaz, siempre suficiente y... barata. Las características de potencia en el rango medio de uso del motor le dan una facilidad excepcional, y con 72 CV es igualmente lo bastante capaz como para animar la conducción de un motociclista realmente experto como de no poner jamás en problema alguno a los debutantes.

Su parte ciclo es noble y da siempre confianza, se maneja ahora con mayor facilidad todavía, y el basculante más largo mejora apreciablemente la tracción a la salida de los virajes. Gracias a la altura baja del asiento y al diseño ergonómico y estrecho, y a sus 200 kg -no extremadamente ligeros, pero sí bien colocados-, en ciudad es un regalo. Incluso en conducción deportiva como la que pudimos practicar por las estrechas y viradas, pero preciosas carreteras de la Serra de Tramontana mallorquina, su potencia de frenada es siempre suficiente. Ahora, se monta una bomba de freno de 14 mm y pinzas con pistones de 27 mm y, aunque la ER-6N carece de una mordida que pueda ser citada como excepcional, y hay que tirar más de maneta que en las modernas motos «de circuito», su acción es tan dosificable y predecible que en realidad ello mejora la seguridad y actúa casi de ABS natural.

Sus suspensiones dejan que la moto oscile un poco, pero se comen los baches que causarían problemas sobre una «tabla»... Para rematar, su ergonomía es totalmente natural y da un buen confort a todas las tallas. Es posible que la ER-6N, que llegará en diciembre-enero en colores anaranjado, negro y blanco metalizados, no pueda mantener del todo su interesantísimo precio claramente por debajo de los actuales 5.800 euros, y se acerque algo más a los 6.000 euros. Pero gracias a las mejoras recibidas en su nueva versión, se ha armado de todavía más razones para ser tu próxima moto...

Galería relacionada

Kawasaki ER-6N

Historias
LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

La promoción es válida para toda la gama de Ducati y Ducati Scrambler 2019 antes del ...

A la hora de escoger vuestro equipamiento off road es importante tener en cuenta las ...

Accesorios que se convierten en imprescindibles para el día a día de cualquier motori...

La Marca que ofrece la más amplia gama de motos 125 de marcha del mercado cuenta con ...

Con un diseño trail, que recoge el aspecto de su hermana mayor que tanto éxito ha ten...

Si te haces con la UM DSR Adventure 125 o la UM Scrambler Sport, recibirás un baúl tr...