Honda PCX 125. Prueba

Honda ha dado una vuelta más de tuerca a su PCX 125 para que sea más eficiente y tenga una mayor autonomía, gracias a una significativa aportación tecnológica. En pocas palabras, ha logrado que un scooter consuma como un mechero.
Lluís Llurba Fotos: Honda Portugal -
Honda PCX 125. Prueba
Honda PCX 125. Prueba

Aunque no lo creáis, el PCX es uno de los modelos más queridos por la firma del ala dorada. Puede que sea insignificante al lado de otros productos de la marca nipona, aunque hoy por hoy es el scooter 125 más vendido de Europa con más de 15.000 unidades. Lo más sorprendente es que el segundo clasificado de la lista es su prima hermana, SH 125, la famosa y genuina Scoopy, con poco más de 14.000. Sí, la todopoderosa Honda sigue siendo quien lleva la voz cantante en el Viejo Continente, pese a que en España es el Suzuki Burgman el número uno con casi 4.000 scooter. No quiero marearos mucho, pero creo que deberíais saber que el segmento de los 125 en nuestro país va en auge. Para que os hagáis una idea, desde 2008 hasta 2013 ha habido un aumento del 22 %, pasando del 32 al 54 % del parque de vehículos de dos ruedas. Sí, la crisis tiene esas cosas y Honda, como cualquier marca con pies y cabeza, sabe que es adaptarse y morir. Por ello, está trabajando duro para crear unas máquinas más eficientes, de mayor autonomía y, sobretodo, respetuosas con el medioambiente. De ahí que haya montado el motor eSP 125 para nuestro protagonista, así como ya lo hiciera para el SH y SH Mode: un propulsor tecnológicamente más avanzado, con baja fricción y con una combustión más eficiente.

Apurando al máximo

Vayamos por partes: La tecnología de baja fricción garantiza una mayor eficacia. En líneas generales se ha trabajado en el sistema de transmisión y en la correa (más rígida y, por tanto, menor pérdida de transmisión), en la reducción de componentes y peso. Por otro lado, y respecto a un motor más eficiente, sigue manteniendo su estructura básica, de un cilindro refrigerado por líquido y alimentación por inyección, pero mejora su rendimiento ofreciendo similares prestaciones pero un consumo aún más reducido. Aprovechando el sistema Idle Stop (paro del motor al ralentí) aún será más bajo en recorridos urbanos donde más se aprovecha este sistema (según la firma japonesa supone un ahorro de un 3 % de gasolina). Sin embargo, la gran novedad de este modelo es que para que no desfallezca la batería esta es más grande que su predecesora, que pasa de 5 a 7,4 amperios. El sistema eléctrico se ha reforzado y se ha optimizado para que si la batería llegara a bajar su nivel, se evitaría la parada del motor.

Para los que sois de números os contaré que con el nuevo PCX realizaréis un consumo medio de 2,1 litros a los 100 km, por lo que lograréis hacer 47,1 km por litro. Si un conductor de scooter hace una media de 3.000 km al año por ciudad, solo consumiremos un total de 63 litros. Así pues, 63 litros a 1,4 € por litro, llegaremos a la conclusión que gastaremos 88,2 € de combustible al año.
 

Publicidad

Eficaz en ciudad

El hecho de que Honda haya exprimido al máximo su eSP 125 para que gaste como un mechero, no significa que el motor esté descafeinado. Teniendo siempre en cuenta de que estamos hablando de un 125 cc, diremos que la relación peso/potencia es buena (11 kg por CV) y que su suavidad de funcionamiento y bajo nivel de rumorosidad es excelente. Incorpora un sistema de frenada combinada (CBS) que garantiza un extra en seguridad activa. Al accionar la maneta del freno trasero solo actúa en el tambor posterior, pero a medida que se incrementa la fuerza en la maneta empieza a actuar también en el delantero (disco de 220 mm), reduciendo significativamente la distancia de frenada. En la presentación del modelo hicimos un interesante trayecto entre Cascais y Lisboa, lugar donde pusimos a prueba el PCX. Fuimos por carretera y callejeamos por la capital portuguesa como el que más. Durante los casi 100 kilómetros que hicimos, verifique que la pequeña joya de Honda no gasta, aunque te dejes la piel en ello. Es baja de asiento y ágil. Usa tecnología LED en el faro delantero, piloto trasero e intermitentes.

Valores añadidos

El PCX dispone de un importante hueco bajo el asiento con capacidad para un casco integral y otros objetos de pequeño tamaño. También tiene una profunda guantera con toma de 12V y, en el contacto, un sistema antirrobo. Me atrapó que el asiento tuviera dos posiciones en altura. Parece ser que algún ingeniero de la marca tiene un scooter con antirrobo asiento/manillar y estaba cansado de sujetar el asiento mientras metía o sacaba el casco. Con este invento, el asiento se sujetará a «media asta» sin que nos moleste el manillar girado.

El Honda PCX 125 ya está en las tiendas por 2.749 €. Un precio que lo posiciona en la categoría estándar (junto con el Honda SH Mode y SH, y KYMCO SuperDink y K-XCT), entre los básicos y los «luxury».

 

Publicidad

Primera impresión

¿Cansado de pasarte media vida dentro del coche? Pues ahora es el momento. Honda ha sido una de las marcas que mejor ha sabido adaptarse a la crisis. Desde hace varios años, ha redirigido su estrategia comercial hacia máquinas más asequibles, prácticas y de muy bajo consumo. Ahora, como era de esperar, la firma del ala dorada ha empezado a perfeccionar estos modelos proporcionándoles una mayor tecnología en aras de satisfacer a un cliente que solo necesita un medio de transporte más rápido y económico que el coche. Un producto de compacto, ágil y fácil de usar.

Honda no ha dudado en equipar el PCX 125 con un motor avanzado. El propulsor ya cumple la normativa europea de emisiones Euro 4, que entrará en vigor a partir del 2016. Ahora, solo falta lo más importante: que te guste.

Publicidad
Te recomendamos

Como habrás podido comprobar por ti mismo ya tenemos aquí al frío, y que como cada añ...