Maverick Viñales: “No ha pasado nada porque Dios no ha querido”

El piloto español se ha librado por milímetros del terrorífico accidente de Austria y ha explicado los problemas que ha tenido en su moto en el reinicio de la carrera.

Maverick Viñales: “No ha pasado nada porque Dios no ha querido”
Maverick Viñales: “No ha pasado nada porque Dios no ha querido”

Accidente en Red Bull Ring. “Realmente hoy estoy contento por una parte, y es que no ha sucedido nada grave. Tanto Valentino como yo estamos bien y eso es lo más importante. Franco y Johann también están bien. En la curva 3 ya se sabe, no ha pasado nada en los otros años porque Dios no ha querido. Es una curva muy complicada. Para las motos es muy difícil esa curva. Sobre todo en agua, así que espero que no llueva, porque en agua eso va a ser increíble. Te puedes caer muy fácil ahí en agua, porque al final frenas tumbado. Esperemos que no suceda nada más".

Riesgos en MotoGP. “Siempre hay riesgos. Es algo a lo que estás expuesto. Lo sabes y está ahí. A mí me divierte correr, me lo paso muy bien, es mi pasión y lo que quiero hacer toda mi vida. Sé que el riesgo está ahí, pero no es que me preocupe. Salgo a pilotar al máximo y sin pensar en nada más".

Problema con el embrague. “Básicamente, se ha calentado el embrague y he estado tres vueltas con el embrague patinando. No he podido hacer nada. Me pasaba todo el mundo en la recta e incluso he levantado la mano de la curva 1 a la 3 para que nadie me diera. Me pasaban por los lados. Da rabia. Estoy muy frustrado. Era una carrera buena, porque me sentía fuerte, frenaba muy tarde y hubiera tenido opciones de adelantar. Otra carrera que realmente hemos tirado a la basura".

Decepcionado. “Hoy he tenido un problema en la moto, por eso estaba tan decepcionado. Creo que tanto en Brno como aquí eran dos oportunidades perfectas para estar delante en el campeonato y las hemos desaprovechado totalmente. Tenía buen ritmo, tenía buena vuelta, estaba ahí delante... Hay que seguir. Es complicado entender por qué suceden cosas. Si coges el feeling que tengo el sábado, es espectacular. Tengo un feeling buenísimo y estoy entre los tres primeros en cada entrenamiento, incluso con la pista medio mojada y medio seca. Luego llega la carrera y es una moto difícil de conducir. Cambia mucho de entrenamientos a carrera. Es algo que me sucede desde hace muchísimas carreras y no se encuentra solución. Veremos. Es difícil, porque como piloto piensas ‘Joder, hemos dejado escapar dos oportunidades perfectas para meterle 10 o 15 puntos a Quartararo y estar enganchado en el campeonato’. Yo doy mi máximo en cada entrenamiento y en cada carrera".

Balance de la Yamaha. “En Jerez la moto funcionaba bien, pero teníamos que verlo en las otras pistas. Es complicado, porque al final Jerez no tiene nada que ver con Brno y con Austria, y no tiene nada que ver con la mayoría de pistas. Es complicado tener una opinión. Para una vuelta tenemos una buena moto cuando hay grip, es fantástica. Pero cuando hay grip se hace mucho más difícil. Estamos sufriendo en ese aspecto, que cuando no hay grip la moto es inconducible. No puedes hacer absolutamente nada. Yo lo intento, cambio todos los mapas, el freno motor, pruebo a frenar antes, pruebo a frenar más tarde, me intento adaptar en cada vuelta... Pero no hay manera. Es algo que me sucede desde hace mucho.

Salir después de Moto2. “Como piloto sólo puedo esperar a tener las armas suficientes para luchar contra los demás y ya está. Lo que está claro es que para mí es muy difícil entender que los sábados pueda exprimirme a tope, y que el domingo parece que no pueda hacer nada y que me voy paseando. Esa es la sensación que yo tengo. El sábado puedo sacar mi máximo rendimiento, y el domingo por A o por B no puedo. No estamos rindiendo al máximo. Los demás siempre van hacia delante y los demás perdemos muchas posiciones. Cuando sales después de Moto2 es uno de los mayores problemas que tenemos. Cambia la pista y no sabemos dar en la tecla para que la moto funcione. En las carreras que ha funcionado he estado siempre luchando por ganar".

El milagro de Austria: Una Ducati desbocada roza a Viñales y Rossi

Relacionado

El milagro de Austria: Una Ducati desbocada roza a Viñales y Rossi

Valentino Rossi señala a Zarco: “Nos ha puesto en riesgo a Viñales y a mí”

Relacionado

Valentino Rossi señala a Zarco: “Nos ha puesto en riesgo a Viñales y a mí”

Los mejores vídeos