¿Cómo recurrir una multa de tráfico paso a paso?

Aprende a cómo recurrir una multa de tráfico con esta pequeña guía paso a paso.

Juan L. García

Cómo recurrir una multa
Cómo recurrir una multa

Si la DGT te ha sancionado y piensas que no has cometido ninguna infracción con tu moto, o que no es justo, aquí te vamos a enseñar cómo recurrir una multa para que no tengas que hacerte cargo de pagarla.

Hay ocasiones en las que igual puedes haber sido multado o sancionado sin haber superado ningún límite de velocidad o habiendo respetado todas y cada una de las normas viales que se marcan desde Tráfico. Si este es tu caso, en este artículo te vamos a enseñar cómo puedes recurrir una multa de tráfico y cuál es el tiempo con el que cuentas para presentar tus alegatos y reclamaciones. 

¿Qué quiere decir recurrir una multa?

Recurrir una multa es el proceso por el que se presenta una apelación contra una multa impuesta. Esto se puede hacer mediante un escrito en el organismo que emitió la multa, argumentando las razones por las cuales se piensa que la multa no es merecida.

El proceso para recurrir la multa puede variar en función del tipo que sea esta y el tiempo que haga desde que se impuso.

¿Cómo recurrir una multa de tráfico?

Para recurrir una multa de tráfico en España, solo hay que seguir estos pasos:

  • Apuntar toda la información que aparece en la multa, es decir fecha, hora, motivo, matrícula de la moto multada y referencia de la sanción.
  • Escribir el recurso incluyendo los datos anteriores recopilados de la multa y explicar, de forma detallada, por qué la multa de tráfico se considera injusta.
  • Enviar la carta por una de las vías habilitadas por la DGT para recursos y alegaciones, eso sí, te aconsejamos guardarte una copia.
  • Esperar a recibir la respuesta, aunque esta puede tardar hasta meses en llegar.

En caso de darte un resultado negativo a tu alegación, se puede presentar lo que se llama un “recurso de alzada” ante la DGT.

Lapso para presentar los alegatos

Para presentar tus alegatos cuentas con un tiempo máximo de 20 días naturales, que empiezan el día en que recibes la notificación de la DGT. 

Ahora bien, para interponer un recurso de reposición, el requisito fundamental es haber presentado previamente el escrito de alegatos y que la decisión tomada por la sede administrativa de la DGT, no haya sido satisfactoria. Para ejercer este recurso tienes un plazo de un mes.

Si los plazos para recurrir ya han transcurrido y aún deseas hacer uso de ese derecho, deberás agotar la vía contencioso-administrativa, asistido por un abogado.

Recurrir una multa de tráfico es más sencillo de lo que se piensa, siempre que se tengan claros los pasos a seguir y se cumpla con todas las reglamentaciones.

Aunque la intervención de un abogado no es obligatoria, sí que se recomienda, del mismo modo, contar con toda la información que se necesite y guarde relación con el caso y, si es preciso, presentar con el escrito algunas pruebas que apoyen tu postura, con el fin de lograr una respuesta satisfactoria y oportuna por parte de la administración. Si al final no puedes acabar de recurrir la sanción, deberás hacerte cargo, ya que no pagar una multa de tráfico puede tener graves consecuencias.

Archivado en:

Hay multa por no llevar la L en la moto

Relacionado

¿Hay multa por no llevar la L en la moto?

Qué pasa si no pago una multa de tráfico

Relacionado

¿Qué pasa si no pago una multa de tráfico? Consecuencias

Relacionado

Esta es la multa de la DGT por no obedecer de inmediato las órdenes y señales de la Guardia Civil

Relacionado

En qué comunidad de España es más fácil que te pongan una multa de velocidad por radar