¿Cómo poner y quitar el vinilo en las motos?

Estos elementos decorativos pueden darle un aspecto diferente a la motocicleta y son bastante sencillos de utilizar.

Colocación del vinilo. Fuente: iStock/marrio31
Colocación del vinilo. Fuente: iStock/marrio31

Afirmar que las motos son los vehículos más bellos que se pueden encontrar en el mundo es algo de perogrullo, especialmente cuando se dice en una revista como Motociclismo. También es cierto que no todas las motocicletas son iguales. Incluso hay ocasiones en las que un mismo modelo luce mucho mejor cuando está pintado o decorado de un modo u otro. De lo contrario, los diseñadores no podrían ganarse la vida ofreciendo lo mejor de su creatividad.

Una de las maneras más habituales de decorar una moto es mediante un vinilo, es decir, un adhesivo que sirve para darle otro toque a toda la moto o a una zona concreta, dependiendo del gusto del propietario o de lo que confíe en la persona que se está encargando de su “customización”.

¿Cómo se pone el vinilo en una moto?

Teniendo en cuenta que es un elemento que se pega a la moto, la técnica no resulta demasiado complicada. A fin de cuentas, hay que quitar la parte que mantiene tapado el adhesivo y colocar esté allí donde se desee. 

Claro que para que quede perfecto, hay que tener en cuenta algunos aspectos que pueden pasar inadvertidos para el usuario, quien quizás tienda a olvidar esos pasos:

  • Antes de poner el vinilo, hay que limpiar y secar bien la zona donde se va a colocar. De lo contrario, seguramente queden “pompitas” o no se pegue bien sobre la superficie, lo que daría al traste con las intenciones de que el resultado tenga unas condiciones perfectas.
  • Hay veces que conviene desmontar la pieza en la que se va a colocar el vinilo para hacerlo con mayor facilidad y garantizar que se queda perfectamente pegado. Aunque pueda llevar más tiempo, es posible que el propietario se ahorre muchos quebraderos de cabeza.
  • No hay que lanzarse “a lo loco” a colocar el vinilo. Antes hay que calcular dónde va a ir y después retirar el protector para colocarlo.
  • Cuando se va adhiriendo a la superficie, lo mejor es aplicar calor para que lo haga más rápido y profundo. Para ello se puede emplear una pistola o un secador.
  • Si queda alguna parte con burbujas, hay que eliminarlas antes de pegar el resto del vinilo, ya que podrían quedarse una vez instalado y después no poder eliminarlas.
  • Cuando se ha puesto completamente, siempre viene bien repasar con una espátula para comprobar que no ha quedado nada levantado o con pompas.
Moto decorada. Fuente: iStock/nojustice
Moto decorada. Fuente: iStock/nojustice.

Así se retira un vinilo

Puede ser que, una vez pasado un tiempo, se desee decorar la moto de otro modo o incluso que el vinilo anterior se haya estropeado. Eso lleva a que haya que sustituirlo. En ese caso, los pasos serán los siguientes:

  • Al igual que al ponerlo, hay que aplicar aire caliente para que el adhesivo se ablande. 
  • Una vez que se logra, habrá que retirarlo suavemente, tratando de que el vinilo no se estropee y se quede algún pedazo adherido que después cueste más eliminar.
  • Cuando queda algo de pegamento en la pintura, lo mejor es eliminarlo con agua y alcohol, de manera que se pueda retirar sin dañar a la base.

Archivado en:

Comparativa: BMW R18 Harley Davidson Low Rider Indian Springfield

Relacionado

Comparativa custom: Men in black

Pintura reactiva al calor, lo que faltaba en tu custom

Relacionado

Pintura reactiva al calor, lo que faltaba en tu custom

Limpieza del carenado. Fuente: iStock/Tevarak

Relacionado

Cómo limpiar el carenado de la moto

Los mejores vídeos