La historia de Andrea Mayer en el Dakar

La alemana, periodista de profesión, comenzó su andadura profesional en las dos ruedas en la modalidad de enduro.

Andrea Mayer
Andrea Mayer

No hace falta repetir que el Dakar es una de las pruebas más complicadas, si no es la que más, para todos aquellos que sueñan con dedicarse al mundo de la competición en las dos ruedas. Sin embargo, la dureza de ese trazado en el desierto no ha desanimado a algunos nombres que se han hecho un hueco en la historia de esta carrera, como es el caso de la alemana Andrea Mayer.

'Madame Dakar'

Este es el nombre por el que muchos aficionados al Dakar conocen a esta piloto sobre todo por su matrimonio con uno de los mejores corredores que han surcado esas arenas, Stéphane Peterhansel; el que ha sido el piloto más laureado en todas las ediciones de esta carrera con 14 triunfos. Una unión sentimental que hizo que Andrea Mayer cambiara su apellido por el de su marido y desde entonces se la conociese como Madame Dakar en clara alusión al apodo de su pareja. 

Pero la relación entre Andrea y el Dakar no viene de su marido, sino que antes de conocerlo y ya de soltera, esta mujer había dado muestra de lo que era capaz de hacer encima de una moto. Y eso que esta mujer era periodista y empezó a competir sobre las dos ruedas en la modalidad de enduro en el año 1989. 

En el caso del Dakar, disputó hasta cinco ediciones en moto, además de otras tres subida a un coche e incluso un año hizo este mismo trazado en un camión. En cuanto a sus logros en la clasificación general, los mejores resultados que obtuvo entonces la germana fueron dos quintos puestos en una trayectoria en la que fue de la mano de KTM y Mitsubishi. 

Andrea Mayer
Andrea Mayer junto a su marido Stéphane Peterhansel.

Al otro lado

Tener esta experiencia en tierra firme le sirvió a Andrea para, años más tarde, ya cuando se había bajado de la moto de una manera más profesional deportivamente hablando, hacerse con el puesto de directora deportiva del equipo de Yamaha para participar en el Rally Dakar. Su nombramiento no fue al azar por parte de la marca ya que, con su fichaje, quería olvidar los malos datos cosechados en la carrera del pasado año. Una edición, la de 2021, en la que ningún piloto de la firma pudo llegar la meta. 

La decisión entonces de los responsables de Yamaha fue quedarse con solo tres pilotos de cara al Dakar de 2022, además de dar las riendas del equipo a una mujer conocedora de sobra, tiene más de 25 años de experiencia, de los entresijos y secretos de esta carrera. Y esa no era otra que Andrea Peterhansel, la esposa del conocido piloto que había logrado seis de sus 14 títulos con la firma nipona y que este mismo año a sus 56 años se había atrevido con un nuevo desafío en la carrera al competir con un coche electrificado, el Audi RS Q e-tron 4x4. 

En cuanto a Andrea, ella ha sido este año la encargada de llevar las riendas de la escuadra y parece que la jugada para la compañía japonesa no ha resultado del todo mal a tenor de lo logrado. Un balance de lo más satisfactorio, como ha reconocido la directora de equipo, y en la que ha podido constatar las limitaciones y cualidades que tenían cada uno de los pilotos que han tomado parte de la edición de este año del Dakar. 

Archivado en:

La madrileña Sandra Gómez con su moto. Credit: Pep Segales © FIM

Relacionado

Sandra Gómez, piloto en el Dakar y stunt en 'La Casa de Papel'

Dunas del Dakar a las que se ha enfrentado Mirjam Pol. Credit: RallyZone © FIM

Relacionado

Mirjam Pol, uno de los rostros femeninos más destacados del Rally Dakar

Dunas del Dakar, escenario de sobra conocido por Jutta Kleinschmidt. Fuente: iStock.com/ reidecki

Relacionado

La biografía deportiva de Jutta Kleinschmidt, unida para siempre al Rally Dakar

Nuestros destacados