¿Cómo realizar la personalización del casco de la moto?

El diseño del casco es muy importante para muchos moteros que ven en él un buen modo de expresarse

La personalización del casco de la moto dice mucho del motorista. Fuente: iStock/Indi999
La personalización del casco de la moto dice mucho del motorista. Fuente: iStock/Indi999

El casco es el elemento en el que más parte de sí mismo pone un motorista. Sin duda se puede definir como su seña de identidad. No hay más que ver cómo los pilotos del campeonato mundial ilustran los suyos con esmero para mostrar a los demás algo de sí mismos.

De igual modo, cualquier motero le otorga una especial importancia al estilo de su casco, que además suele estar en consonancia con la propia moto. De hecho, resulta extraño ver a un conductor de Harley Davidson ataviado con un casco réplica de Valentino Rossi, por poner solo un ejemplo.

Cascos personalizados

Es tal la importancia que los cascos tienen -a fin de cuentas es el “rostro” de muchos motoristas-, que los hay que no se conforman con los colores y modelos que se comercializan. Así que deciden ir un poco más allá y optar por personalizarlo (o como se dice erróneamente en los últimos tiempos, customizarlo).

Para llevar a cabo este proceso se puede optar por varias vías. Una de ellas es confiar la labor a un especialista que sea capaz de plasmar aquello que se desea. Por supuesto, esto lo puede hacer uno mismo, pero si no se es un experto, probablemente el resultado no sea el deseado. De hecho, lo más importante a la hora de personalizarlo es tener en cuenta que lo más importante no debe modificarse, esto es, su faceta protectora.

De ahí que se requiera una especial técnica para que todo salga como debe, desde que se desmontan algunas de sus piezas, hasta que se vuelven a colocar. (NdR: conviene señalar que añadir un adhesivo o una nueva capa de pintura no tiene por qué afectar a la integridad del casco, pero en modificaciones que implique la eliminación del acabado original y la aplicación de otro diferente sí podría suponer alterar la protección exterior del mismo y que el material pierda sus facultades originales).

Casco personalizado en consonancia con la moto. Fuente: iStock/nojustice
Casco personalizado en consonancia con la moto. Fuente: iStock/nojustice

Primero quitar para luego poner

Cuando se quiere cambiar la decoración del casco de la moto, en primer lugar hay que eliminar la anterior, es decir, no se puede decorar encima puesto que no tendría ningún sentido. Por ello, hay que trabajar sobre el barniz exterior. A partir de ahí, la imaginación es el límite.

En este caso es muy importante tener las ideas claras y basarse en un diseño previamente aprobado, ya que un especialista puede ser un auténtico genio y que el resultado final no satisfaga al dueño del casco.

La utilización del vinilo

Uno de los elementos que más facilitan la decoración de un casco es el vinilo, el cual es empleado con bastante facilidad por parte de alguien que esté acostumbrado a ello. Con este material se suelen hacer nombres, números y logotipos, ya que suelen tener las formas muy definidas. Para dibujos más complicados, hay que ponerse en manos artísticas capaces de llevar a cabo lo que ha pensado el cliente.

Para finalizar, hay que apuntar que algunos usuarios deciden cambiar la decoración de su casco después de que este se haya arañado o se haya dado un golpe. En ese caso, antes de aventurarse a que tenga un aspecto nuevo, es mejor constatar que sigue estando en buen estado, ya que es uno de los motivos por los que se debe cambiar el casco, ya que pierde eficacia después de un fuerte impacto.

Archivado en:

Se puede mejorar la visibilidad con un casco de moto con luz. Fuente: iStock/TommL

Relacionado

Casco de moto con luz: no solo una cuestión de estética

Mujer con un casco modular. Fuente: iStock/Vesnaandjic

Relacionado

¿Qué casco modular comprar?

Los mejores vídeos