Mujeres sobre las dos ruedas: Katja Poensgen

Primera piloto femenina que se pudo calificar para una carrera de un Gran Premio en la categoría de 250 cc

Katja Poensgen en plena carrera / Credit: Marc Pétrier © FIM
Katja Poensgen en plena carrera / Credit: Marc Pétrier © FIM

Haciendo un repaso a las mujeres que han destacado por su contribución al mundo de la velocidad y las dos ruedas, la alemana Katja Poensgen debe aparecer en esta lista a recordar. Una mujer nacida en el mes de septiembre del año 1976 en Alemania y que destacó, y así quedará para siempre en la historia de este deporte de motor, como la primera piloto y competidora femenina que se pudo calificar para participar en una carrera de un Gran Premio en la categoría de cuarto de litro.

Tal fue su entrega durante su trayectoria profesional como deportista que en hace algo más de una década fue incluida en el Salón de la Fama de la FIM sobre todo por este logro conseguido. 

Desde niña

Poensgen nació en en seno de una familia en la que su padre era importador de motocicletas Suzuki para el país germano. No era de extrañar, por tanto, que la piloto desde bien pequeña estuviera rodeada de motos y sintiera algo especial por la velocidad y subirse a un vehículo de dos ruedas. Tanto es así que en el año 1993, no era ni siquiera mayor de edad, empezó su trayectoria en las carreras de motos tomando parte de la competición de la ADAC Junior Cup. Dos años más tarde, cuando ya tenía 19 años, se subió a una Suzuki RGV250 y con este modelo logró ser la primera mujer que se llevó a casa la Copa Junior en Alemania.

Pero, este no fue el único premio conseguido esa temporada. Ese mismo año también se proclamó ganadora del campeonato europeo de Supermoto montando de nuevo una motocicleta Suzuki, una DR650, que también conocida desde niña por el trabajo de su padre. Al siguiente año, en 1996, tomó la salida en el Campeonato Alemán de 125 centímetros cúbicos y 12 meses más tarde hizo lo propio en el Campeonato Alemán de Supersport. Su trayectoria iba creciendo en logros y ya no había nada ni nadie que parase a Katja Poensgen.

Campeonato Mundial

En la temporada de 1998, Poensgen hizo su debut en el campeonato mundial al empezar a competir en la ronda de su propio país como parte del Campeonato Mundial de Supersport en el circuito de Nürburgring. Y, como es fácil de adivinar, a lomos de una motoc Suzuki GSX-R600 con la que se coló entre los 20 mejores pilotos. Dos años más tarde, empezó a competir junto al equipo Alstare Corona Suzuki dentro de esa misma competición donde mejoró, y mucho, su clasificación final. La piloto alemana terminó el año siendo la sexta de la general. Pero eso no fue todo, ya que durante ese año también se apuntó el tiempo de vuelta más rápido dos veces, además de ser segunda en Misano Adriatico.

Su salto a los 250 cc, donde siempre será recordada Katja Poensgen, se produjo en el año 2001 como parte de esos grandes premios. Fue entonces cuando su nombre se unió a la historia de las carreras de motos Grand Prix junto al de otras mujeres piloto como la finlandesa Taru Rinne y la nipona Tomoko Igata. Por sorprendente que fuera, en esta temporada empezó pilotando una moto que no era de la factoría de siempre. En este caso era una Aprilia RSV 250 que cambió a mitad de temporada por una modelo Hardwick Racing Honda RS250R.

Tomoko Igata, otra mujer clave en el motociclismo como lo fue Katja Poensgen/ Credit: Maurice Büla © FIM
Tomoko Igata, otra mujer clave en el motociclismo como lo fue Katja Poensgen/ Credit: Maurice Büla © FIM

Estaba a punto de llegar el que fue su gran día en su trayectoria deportiva. Era el 8 de abril y Poensgen logró en esa jornada para el recuerdo ser la primera competidora femenina en calificar para una carrera de Gran Premio de 250 cc; algo que sucedió en el Gran Premio de Japón. Desde entonces, lo último que se sabe de la trayectoria de la alemana es que en la temporada 2002 compitió en el Superstock 1000 de su país y al año siguiente volvió a las carreras de motos Grand Prix pero, lamentablemente, en esta ocasión no pudo sumar ningún punto para su palmarés. 

Archivado en:

Arriba Ana Carrasco. En medio Beatriz Neila, Alexandra Pelikanova y Steffie Naud. Abajo María Herrera (Fotos: Gold & Goose, MS Yamaha, Brno JRT, Steffie Naud, GP Project).

Relacionado

El WorldSBK 2019 tendrá hasta cinco mujeres en parrilla

Las mujeres más relevantes del mundo «off road» (II)

Relacionado

Las mujeres más relevantes del mundo «off road» (II)

Las mujeres más relevantes del mundo «off road» (I)

Relacionado

Las mujeres más relevantes del mundo «off road» (I)

Los mejores vídeos