¿Cuándo se fundó y a qué se dedicó la marca Iresa?

Esta empresa española se dedicó a la construcción de motores a mediados del siglo XX

Soler Rápida con motor Iresa. Fuente: Peprovira en Creative Commons
Soler Rápida con motor Iresa. Fuente: Peprovira en Creative Commons

Iresa fue el acrónimo de la empresa llamada Industrias Reunidas Españolas, la cual fue inaugurada en 1949 en el barrio madrileño de La Guindalera; en un tiempo en el que España aún se estaba recuperando de los estragos de la Guerra Civil y lo que había supuesto la Segunda Guerra Mundial para la economía europea. Las motos se habían convertido en el principal medio de transporte, ya que la industria del automóvil estaba aún lejos de popularizarse tanto por costes como por medios. 

Historia de Iresa

Sobre la trayectoria de Iresa, cabe señalar que su fundador fue Antonio de Baigorren, que comenzó con la producción de motores auxiliares para bicicletas. No en vano, muchas de las marcas nacieron motorizando bicicletas.

En esa tarea, Industrias Reunidas Españolas comenzó con motores de 48 cc, para evolucionar hacia otros con mayor capacidad, como fueron los de 65 cc y los de 98 cc. Estos ya se incluían en la estructura de motocicletas, desarrollando su negocio en torno a esta industria.

El siguiente paso de la empresa se dio en el año 1953, cuando apostó por la fabricación de un motor de 200 cc. Su objetivo era motorizar a una moto cuya denominación era Ideal, con la que se quería ganar cuota de mercado. Sin embargo, el motor no salió todo lo fiable que se pensaba, dando numerosos problemas a lo largo de su utilización.

Esto no hizo rendirse a Iresa, que fue mejorándolo los años siguientes con el objetivo de abrir sus miras a otro tipo de vehículos. El primero de ellos fue un motocarro y de ahí pasó a un minicoche, que en aquellos momentos parecía la réplica al uso de la motocicleta.

Apuesta por el minicoche

Así las cosas, en Iresa pusieron foco en los pequeños coches que estaban poniéndose en venta para atraer a la gente que necesitaba desplazarse, algo cada vez más común en la España de mediados de siglo. Así que sus motores fueron utilizados por modelos de minicoches que han pasado al olvido, pero que lo más veteranos o nostálgicos quizás recuerden. Sus nombres eran F.G.L., Kapi, Jip y Chiqui

Es más, Iresa quería mostrar que sus motores eran realmente válidos para ese tipo de vehículos incipientes, de manera que creó un prototipo de tres ruedas con el objetivo de mostrar las bondades de sus motores. 

Desafortunadamente para los dueños de Industrias Reunidas Españolas, la fábrica sufrió un incendio en el que perdieron buena parte de su patrimonio. Esto hizo que las pérdidas económicas llegaran a ser insoportables, lo que llevó al cierre y la desaparición de Iresa. Como anécdota queda que el vehículo de tres ruedas fue matriculado en el año 1963, uno después de que casi todo fuera pasto de las llamas.

Quizás si la empresa hubiera aguantado, podría haberse reconvertido o evolucionado en una década en la que los coches comenzaron a ganar terreno a las motos como principal medio de transporte para los españoles.

Moto de motocross que suele llevar un motor de 2 tiempos. Fuente: iStock.com/Pavel1964

Relacionado

¿Cómo funciona un motor de 2 tiempos?

Vista del motor de una moto. Fuente: iStock.com/Gueholl

Relacionado

¿Cómo funciona un motor de 4 tiempos?

Motor, que puede ser de 2 tiempos o de 4 tiempos. Fuente: iStock.com / gianlucabartoli

Relacionado

Diferencia entre el motor de 2 tiempos y el de 4 tiempos

Nuestros destacados